“DESCONFIAMOS DEL DOBLE DISCURSO DEL PODER EJECUTIVO PORQUE AFIRMA QUE NO VA A HABER FRACKING PERO NO ACOMPAÑA LOS PROYECTOS DE LEY QUE PROHIBIRÍAN ESTA TECNOLOGÍA”
Informe de Hernán Salina sobre conferencia de ambientalistas que se oponen al fracking, 8 de febrero de 2017.

La empresa Schupbach Energy Uruguay presentó ante la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama) un informe ambiental resumen para la obtención de la autorización ambiental previa para su proyecto que consiste en la perforación de cuatro pozos exploratorios on-shore, para determinar la potencial existencia de hidrocarburos en los departamentos de Salto, Tacuarembó y Paysandú. En el informe la empresa dejó en claro que "el tipo de objetivo convencional que se explora no requiere el uso de fracking”. Petrel, la firma dueña del 51% de Schupbach Energy publicó su informe del cuarto trimestre para inversores y en él planteó que "se apunta a objetivos de petróleo convencionales y no convencionales en las concesiones de Piedra Sola y Salto".  En ese marco se sabe que el 14 de febrero vence el plazo para que se puedan presentar comentarios a la puesta de manifiesto que hizo la empresa ante la Dinama; por lo que organizaciones ambientalistas realizaron una conferencia de prensa sobre las consecuencias de la práctica del fraking para la extracción de hidrocarburos, luego de concurrir a una reunión en la sede de la Dirección Nacional de Medio Ambiente, donde fueron recibidos por el Ing. Alejandro Nario, quien –según les dijo- “a título personal”, estaba en contra de la práctica del fraking.  Desde organizaciones defensoras del medio ambiente anunciaron movilizaciones de rechazo a la iniciativa. En Paysandú, Salto, Tacuarembó y Rocha, se han emitido decretos departamentales que prohíben en forma expresa el fracking.  CX36 estuvo en esta conferencia y Hernán Salina realizó un informe en ‘Mañanas de Radio’ que transcribimos y que Usted puede volver a escuchar aquí:
http://www.ivoox.com/informe-hernan-salina-fraking-8-2-2017-audios-mp3_rf_16900890_1.html

 

 

Hernán Salina: Ayer en la tarde estuvimos, como se había anunciado, en esta conferencia de prensa que realizaron una serie de organizaciones que vienen trabajando desde hace tiempo, investigando y denunciando por el tema del fracking; por la posibilidad de que llegue a nuestro país la aplicación de esta técnica de exploración y explotación de hidrocarburos que ya viene dejando el tendal en materia de agresión al medio ambiente en distintas partes del mundo. Los tenemos aquí cerquita en Argentina, ya hay una práctica de años en EE.UU., es este sistema por el cual se extrae hidrocarburos mediante la inyección de líquidos, de químicos con alta calidad de contaminación que ayudan a romper la roca en la profundidad donde se encuentran los hidrocarburos para extraerlos. Con el riesgo que esto implica, la filtración hacia el agua, hablamos en el caso de nuestro país en zonas de Salto, Paysandú, Tacuarembó, en un país donde tenemos el pequeño dato de que formamos parte del territorio donde se encuentra el acuífero Guaraní, una de las mayores reservas de agua potable del mundo, nada más y nada menos, pequeño detalle.
Estas organizaciones convocaron a conferencia de prensa luego de concurrir a la sede de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (DINAMA) -en Galicia y Rondeau- donde fueron recibidos por el Dr. Alejandro Nario que es ingeniero químico. Lo conocemos desde hace años de dirigente de la FEUU, era integrante de la Facultad de Ciencias y Nario recibió entonces a la delegación de estas organizaciones fundamentalmente de esos departamentos que mencionábamos. Y nos contaron en la conferencia de prensa que él, a título personal, dijo que estaba en contra del fracking. En todo caso aún, si en su posición personal se reflejara en un pronunciamiento de la DINAMA, eso no quiere decir que el gobierno tenga en cuenta esa posición para aceptar que llegado el caso se comience a aplicar esta técnica.
¿Por qué salieron ahora estas organizaciones? Porque la empresa australiana Petrel Energy, que es la socia mayoritaria de Schuepbach que es esta empresa estadounidense que está realizando pozos exploratorios de hidrocarburo, sobre todo en Salto y Paysandú, informó en un comunicado el 31 de enero dirigido a sus accionistas e inversores, que el plan de perforaciones previsto en Uruguay incluye la búsqueda de hidrocarburos por métodos no convencionales. Es decir, la empresa lo comunica como algo positivo en su permanente lógica capitalista de captar y mantener, preservar a sus accionistas e inversores, dicen, miren que acá estamos buscando, no importa cómo sea, pero acá estamos a lo que venga para encontrar hidrocarburos.
Y por otro lado salieron a cuestionar dentro del Informe Ambiental Resumen (IAR) que responde a la solicitud de autorización ambiental presentada por esta empresa ante las autoridades, salen a cuestionar las decisiones institucionales de Salto y Paysandú que prohíben las actividades de exploración y explotación de hidrocarburos por la técnica de fracking. Esto ya está resuelto por estos departamentos, también en Tacuarembó, y ellos salen a cuestionar en su informe. Entonces estas organizaciones dicen, ¿si no van a hacer el fracking para qué lo cuestionan? ¿Por qué salen a contestar eso si -según dijo el gobierno y lo dijo Tabaré Vázquez- no se va a hacer?
Bueno, nos dieron amplio material, hay parte que es en inglés que deberemos traducir o buscar qué elementos importantes puede haber ahí para dar a conocimiento de la audiencia y colocar después en las páginas en las que trabajamos la información también.
Pero vamos a escuchar en principio a Patricia Correa de una de las organizaciones convocantes, en este caso de Paysandú, cuando lee una declaración de esa organización sanducera donde se refleja la preocupación por estos temas.
Escuchamos a Patricia Correa hablando ayer en la sede de APU (Asociación de la Prensa del Uruguay) donde se hizo la conferencia.

Patricia Correa: (…) Referente a la exploración de hidrocarburos en el norte del país, ante la opinión pública, ante la puesta de manifiesto por la DINAMA del proyecto de exploración de la empresa Schuepbach en lo bloques Piedra Sola y Salto quienes desde hace ya 5 años venimos evaluando la aplicación de la fractura hidráulica o fracking, una vez más comparecemos para manifestar nuestra preocupación porque se sigue adelante con la exploración de yacimientos tanto convencionales como no convencionales.
Mientras desde las autoridades uruguayas se ha dicho que no se realizará fracking, constatamos que las empresas que llevaran adelante estos nuevos pozos exploratorios siguen promocionando en sus páginas web los posibles hallazgos de hidrocarburos no convencionales que requerirían fractura hidráulica para su explotación.
Más aún nos llama mucho la atención que en el Informe Ambiental Resumen (IAR) presentado para esta consulta pública a Schuepbach destine varios párrafos a cuestionar las decisiones departamentales que prohíben el fracking adoptadas hasta el presente en Paysandú, Tacuarembó, Salto y Rocha. Si esta empresa, como lo dijo Víctor, dice en reuniones públicas que en nuestro país no están buscando hidrocarburos no convencionales, cómo justifica su interés en fundamentar la supuesta invalidez legal de las ordenanzas que ya están vigentes.
En los años que venimos ocupándonos de este tema hemos aprendido a confiar en el poder de la sociedad civil organizada y a valorar los caminos que nos ofrece nuestra democracia para oponernos a estos emprendimientos.
Pero también aprendimos a leer entrelíneas, a desconfiar del doble discurso de la industria petrolera que por un lado, para sus inversores promociona los yacimientos no convencionales y en lo local niega en forma categórica que se pueda usar el fracking.
Queremos señalar así mismo, que si bien es cierto que desde el Poder Ejecutivo nacional se afirma que no va a haber fracking en Uruguay, vemos con preocupación cómo la fuerza política en el gobierno no acompaña con la voluntad política necesaria los proyectos de ley presentados que prohibirían esta tecnología.
Por estas razones entendemos que el proyecto presentado requiere una evaluación mucho más amplia y exhaustiva de la realizada hasta ahora. Y en el marco de la norma que rige las evaluaciones de impacto ambiental de los proyectos de categoría B, solicitamos a la DINAMA la realización de audiencias públicas en las localidades de Tambores, Piedra Sola y en la ciudad de Paysandú.

 

HS: Allí estaba entonces la declaración de Paysandú hecha por Patricia Correa en las organizaciones Paysandú Nuestro, Paysandú Libre de Fracking y Gensa, leyendo este comunicado que han hecho público ayer martes 7 de febrero. Están planteando la realización de asambleas públicas como parte de los procedimientos.
No es que la autorización del gobierno requiera obligatoriamente que se hagan audiencias públicas en el nivel de proyectos. El gobierno tiene un sistema que, de acuerdo al tipo de emprendimiento que se va a hacer es obligatorio o no hacer audiencias públicas. Por ejemplo, para las pasteras puede ser obligatorio que se hagan audiencias públicas, más allá de que eso después no determine lo que se plantea en esas audiencias, el aval a la realización de esos mega emprendimientos o no. Pero en este caso la exploración y el eventual uso de fracking está en un rango de proyectos que no implica que sea obligatorio hacer audiencias públicas. Estas organizaciones están impulsando, pidiendo al gobierno, ayer se lo trasladaron a la DINAMA que se hagan audiencias en las zonas donde se están haciendo estas prospecciones.
Que dicho sea de paso, informaron ayer también que la empresa está trayendo más equipamiento de EE.UU. para avanzar en estas prospecciones. Y está ese debate y esa molestia de que el hecho de que esta empresa estadounidense esté cuestionando las definiciones departamentales contrarias al uso del fracking. Recordemos que ya hubo, esto fue reflejado en el Parlamento y en algún caso, en el caso de Tacuarembó se anuló el pronunciamiento local departamental prohibiendo, si no me equivoco en ese caso fue de megaminería pero ahora lo vamos a escuchar en las intervenciones.
Vamos a escuchar ahora al ingeniero Carlos Anido que es docente de la Facultad de Ingeniería y viene trabajando hace años en estos temas, haciendo también una evaluación, enmarcándolo esto en la actividad financiera de estas empresas, en cómo se mueven, con líneas que nos recuerdan mucho a lo ocurrido con Aratirí, con la empresa Samin Ferrus, empresa india que originariamente arma un proyecto para vendérselo a terceros. No es que Samin Ferrus desarrolle la explotación de hierro en ese caso de lo que era Aratirí sino que arma un proyecto bajo la especulación del valor del hierro que podría tener y la ganancia que podría generar y trata de captar empresas interesadas en desarrollar el proyecto, con todo lo que eso implica de manejo, de especulación, de manejo de información lejos de la realidad como lo demostró Aratirí.
Pero vamos a escuchar lo que decía ayer en esta conferencia el ingeniero Carlos Anido.

Carlos Anido: Nosotros estamos haciendo, cuando se hacen estas perforaciones, se introducen un montón de químicos, de hormigón que es de resistencia relativa y funciones relativas en cuanto a aislar, y entonces, en ese lodo de perforación y en todos los líquidos que después vuelven a la superficie, con todos esos químicos aparecen un montón de riesgos de conectar capas de agua salada con agua dulce, de contaminar capas de agua dulce, de contaminar hasta los mismo pozos termales si te descuidas. Es decir, es como hacer una herida a la tierra con consecuencias que no son muy controlables. Por algo es que, por ejemplo, pasó en uno de los pozos que se derrumbó, no estaba previsto. Es decir, se encontró con una formación geológica en la cual al derrumbarse puso en contacto lo que hubiera dentro de la formación con los lodos de perforación, que también son una sopa de químicos.
Entonces, por eso es que está este problema del cuidado, porque en definitiva se hablan de recursos petroleros pero en realidad la impresión que dan todos los informes de las empresas son más que nada especulativos, es decir, son deducciones de estructuras geométricas, programas estadísticos, semejanzas con otras situaciones, etc.
Pero, digamos, no es una zona virgen tampoco. Es decir, ANCAP en su momento hace no sé cuántas décadas lo agujereó y créanme que la gente que trabajaba para ANCAP en esa época sabía lo que había que saber en la época.
O sea que hay mucho acá también de, a partir de jugar con expectativas esto permite a las empresas en un mundo altamente especulativo, con un exceso de dinero fácil, especular con indicios o supuestos indicios para generar empresas, emitir acciones, conseguir inversores, que muchas veces lo que uno anda buscando son papeles más o menos basados en algo para poner plata porque hay más plata que negocios en los cuales se pueda invertir, en el mundo.
Así que, esto tiene un alto componente especulativo que queda claro en los informes a los inversores.

 

HS: Bueno, vamos a completar este repaso de lo que fue la conferencia de prensa en la tarde de ayer de estas organizaciones que están movilizándose denunciando la posibilidad de la aplicación de la técnica del fracking en nuestro país.
También se hablaba de que desde hace varias décadas desde ANCAP y gente que sabe del tema, se han hecho prospecciones en búsqueda de petróleo en esas zonas donde ahora se están haciendo también estas prospecciones y que nunca se encontraron resultados positivos que ameriten o que entusiasmen en la posibilidad.
Bueno, pero además de esto se suma el tipo de técnica que se puede llegar a utilizar con estas consecuencias como venimos escuchando.
Otras de las regiones que puede ser afectada por esto es el departamento de Tacuarembó, estuvo en representación de las organizaciones que se han movilizado y que están siguiendo estos temas el periodista José Morales Brum que es el director del portal informativo Tacuarembó Ahora. Vamos a escuchar un momento de sus intervenciones también reflejando la realidad y la preocupación con la que están siguiendo este tema.

José Morales Brum: (...) De todas maneras en Tacuarembó hay una sensibilidad muy especial al respecto, en tanto y en cuanto el bloque principal que es el bloque de Piedra Sola abarca un vasto territorio, más de 300.000 hectáreas.
Sin duda, tanto Piedra Sola en la localidad a través del grupo de jóvenes como todo el movimiento social en la misma ciudad de Tacuarembó y en distintas localidades, siguen con expectativas todo esto.
Consideremos que Tacuarembó es un departamento que se ha caracterizado por ser netamente ganadero y donde la defensa del medio ambiente ha sido como una estancia permanente dentro de la sociedad, no solamente de ahora sino desde hace mucho tiempo atrás, y este tema cala muy hondo dentro de la sociedad, están siguiendo todo esto con mucha expectativa.
Sin duda alguna, también ahora es la responsabilidad en este caso de la nueva gestión administrativa de gobierno en la Intendencia de Tacuarembó, de justamente retomar este tema, también la competencia de la Junta Departamental a través de los ediles que empodere en esto a la Intendencia y que la Intendencia ratifique, refrende esto y cree el marco jurídico correspondiente.

-¿En qué respuesta tuvieron (...) con respecto a la organización, las fechas?

JMB: En principio no hay una fecha tentativa pero desde luego que lo que establece la ley en cuanto a la petición que se hace, es que eso se desarrolle de tal manera que todos los vecinos puedan conocer y exponer los alcances que tienen estos.
No es menor también situaciones que han quedado como en Cardozo Chico en donde se hizo una exploración y que hubo una anomalía donde el pozo no quedó consistente, no quedó con el resultado que la empresa quería y eso se tapó allí, no se supo más.
Pero hay otro elemento importante en Tacuarembó que es la zona de recarga del acuífero y donde el afloramiento del acuífero es visible.
En este sentido es muy sensible cualquier alteración, ya el sólo hecho de perforar el subsuelo altera en este caso toda la biodiversidad de la zona, no solamente por tierra sino bajo tierra, subsuelo.

 

-¿Cuál es la posición del actual intendente? Porque si no me equivoco, cuando se tomó esa decisión por parte de la Junta Departamental, el intendente era otro.

JMB: Claro, Wilson Ezquerra.
En este caso el intendente Eber Da Rosa tiene una actitud muy distinta en ese sentido y ha sido bastante más sensible en, de alguna manera, apoyar este tipo de reclamos.
De todas maneras la idea es generar esa instancia de conversación, de diálogo con el órgano deliberativo a través de las comisiones correspondientes, y por supuesto con el Ejecutivo departamental a los efectos de que se mantenga en firme esa posición que tuvo la Junta que emana de la voluntad popular acompañada de las firmas.

 

-¿Tendría que haber una nueva votación en la Junta Departamental?

JMB: Ser puede llevar nuevamente, puede volver a la Junta, la Junta puede evaluarlo nuevamente, se le puede incorporar nuevamente algún articulado más o alguna consideración más y luego sujeto a la aprobación en Plenario.

 

-¿Qué tiempos estamos manejando para todo esto? ¿Cuándo tiene previsto la empresa comenzar el proyecto?

JMB: Bueno, de acuerdo a las informaciones que ha trasladado a través de los medios de prensa, se supone que en las próximas semanas, próximos meses ya estaría haciendo estos trabajos.
De todas maneras consideramos que los movimientos sociales no solamente juegan este rol importante acá en todas las instancias que corresponden sino que también es no apurar esa situación de las empresas de generar las perforaciones sino antes preservar todos los derechos que consideran a la ciudadanía.

 

HS: Para redondear, vamos a escuchar otro tramo de lo que decía el ingeniero Carlos Anido y Víctor Bacchetta, periodista que estuvo también en esta conferencia de prensa, redondeamos con esto este repaso de lo que ocurrió ayer en la sede de APU:

CA: En todo este proceso además, que nosotros accedíamos a la misma a información, y seguramente el Ministerio de Economía accedía a la mejor información, todo lo que es el departamento de macro Economía falló escandalosamente. Porque digamos, si nosotros en el 2011, 2012 podíamos prever leyendo los informes especializados que el mercado tenía un límite por el consumo chino y por el agregado de nuevos productores que se sumaban, porque si el precio está alto todo el mundo se sube al carro, pero aumenta la oferta. Y si aumenta la oferta va a bajar el precio.
Fue escandaloso la manera cómo falló la macro economía ahí del Ministerio.

Víctor Bacchetta: Sí, el Ministerio de Economía, en esto que dice Carlos, cuando se hicieron las presentaciones del proyecto minero en el Parlamento, en el Senado, cuando se estaba discutiendo la ley de minería de gran porte, el asesor de macro economía del Ministerio sostuvo que el precio del hierro por 30 años se iba a mantener a U$S 120 la tonelada.
Realmente, alguien que haga un seguimiento serio de la evolución del mercado del hierro, de los metales en general, no podía afirmar eso con fundamentos serios.

 

HS: Hay además mucho para tener en cuenta de este tipo de procesos con la experiencia que dejó Aratirí, cómo actúan estas empresas, cómo actúa el gobierno con estos datos de cómo se manejó el área de la macro economía del Ministerio de Economía y Finanzas, y cómo responder, cómo organizarse desde la gente y responder.
Primero acceder, difundir exactamente la información de lo que esto implica y organizarse en torno a frenar acciones como esta de lo que puede significar para el medio ambiente, repetimos, en una región donde estamos formando parte del Acuífero Guaraní.