{text

“ES FUNDAMENTAL TENER UN SISTEMA DE VIGILANCIA ACTIVO EPIDEMIOLÓGICO EN TODOS LOS PUNTOS DE INGRESO DEL PAÍS”
Entrevista al Dr. Veterinario y Epimediólog Julio Trindade, 7 de mayo de 2020

 

“Una comunidad con buena salud es una comunidad potencial para el trabajo, para el desarrollo”, dijo el doctor en veterinaria y epidemiólogo Julio Trindade Mendieta, en Radio Centenario. En la oportunidad el Dr. Trindade habló sobre una investigación que llevó a cabo en el año 2013 sobre la vulnerabilidad de las fronteras de nuestro país frente a riesgos epimediológicos. “Es fundamental tener un sistema de vigilancia activo epidemiológico en todos los puntos de ingreso del país, no sólo para este evento sino para todos los eventos que a nivel regional se están manifestando y que también tienen sus altas tasas de prevalencia; de qué manera podemos nosotros contribuir a la salud de la comunidad”, comentó. En este sentido cuestionó la inacción de los gobiernos del Frente Amplio porque por ejemplo, el coronavirus “ingresó al Uruguay a nivel de aeropuerto” o sea, “no se generó dentro del Uruguay si no que ingresó”; pero en 2013 “cuando realicé la investigación, la compartí en aquel momento porque yo soy ex funcionario del Ministerio Salud Pública” y “no hubo respuesta ni interés político desde esa instancia para tratar este problema”, afirmó.
Transcribimos esta nota que Usted puede volver a escuchar aquí:
https://archive.org/details/2020-05-07-dr-vet-julio-trindade

 

Diego Martínez: Con muchísimo gusto estamos recibiendo al doctor Julio Trindade Mendieta, es Epimediólogo, Magíster en Epimediología por la Escuela de Graduados de la Facultad de Medicina; es Médico Veterinario, además diplomado en la Facultad de Ciencias Sociales de la Udelar; Profesor Docente de Química, Egresado de la Universidad Florida en Estados Unidos en materia de Reducción de Riesgos y Desastres. Tiene una tesis sobre la que vamos a estar conversando, sobre la vulnerabilidad de las fronteras de nuestro país frente a riesgos epimediológicos.
Buen día, doctor Julio Trindade Mendieta; bienvenido a la 36.

Julio Trindade: Buenos días. Un saludo a toda la audiencia y a su equipo.

 

DM: ¿Cómo se analiza una epidemia como esta? ¿Cuáles son las cosas que se miden para mostrar su gravedad o para analizar justamente su grado de contagio, su peligrosidad? ¿Cómo se podría catalogar esta del Covid 19 y cómo ha afectado a nuestro país en relación a otros?

JT: Es una pregunta muy general que usted me realiza. Evidentemente se trata de una epidemia muy especial con un fenómeno de frecuencia muy elevado, lo cual hace abordar el término de pandemia.
Otro hecho interesante de estos fenómenos que no son muy comunes, es el hecho de ser un fenómeno simultáneo a nivel intercontinental, lo que hace obviamente dada la realidad que es tan heterogénea frente a esta situación, por supuesto tendremos una serie de abordajes cuantitativos epimediológicos que nos permiten establecer justamente el concepto de epidemia. Cuando hablamos de epidemia estamos hablando de una tasa de incidencia y a veces hablar de una tasa de incidencia real es muy difícil medirla, pero en este caso, donde nosotros ya tenemos un fenómeno que se va dando en forma ondulatoria desde un continente a otro continente, intercontinental, hoy eso nos permite establecer técnicamente ese término, porque es un fenómeno pandémico.
Otra característica, aprovechando para decirle, que es muy fácil entrar en una pandemia pero muy difícil salir. Ese el primer punto.
Y segundo punto, que en realidad el agente etilógico, que es un virus obviamente, se caracteriza por no ser un ser vivo. Me gustaría destacar este hecho porque no es una partícula que vuele y nada por el estilo. Comúnmente se le dice ‘bicho’ al virus como se lo está mencionando ahora.
Pero si es una biomolécula con determinadas características que hace que sea un parásito intracelular obligatorio, y así está de acuerdo a todos los postulados de Virología.

 

DM: ¿Esto qué significa? ¿Por qué nos  tenemos que detener en esto, Doctor? ¿Qué importancia tiene esta especificidad que usted dice?

JT: La especificidad es que si nosotros establecemos un eslabón epimediológico, este fenómeno que estamos viviendo se caracteriza dentro de ese eslabón por la alta transmisibilidad que tiene. Este es un hecho muy llamativo que obviamente ha sorprendido a muchos colegas epimediólogos -más allá que los infectólogos también tiene sus modelos para explicarlo, no hay una frontera muy precisa entre los que es la epimediología y lo que es la infectología- pero en realidad nos retroalimentamos ambos para poder explicar justamente la secuencia y la reproducción de este fenómeno.
Lo que si tenemos que tener en cuenta, es que más allá de un abordaje desde la Epimediología Clínica vamos a la Epidemiología Social o Socioeconómica que es lo que importa en este hecho, porque el virus no busca al hombre sino que el hombre busca al virus.

 

DM: ¿A ver cómo es eso?

JT: Obviamente, digo, el hecho del distanciamiento social que se establece como una solicitud, un análisis comportamental que se tiene que tener durante ese evento, hace que la alta transmisibilidad que tiene depende de cada uno, que seamos nosotros el que podamos ser receptores del mismo.
Es decir, el distanciamiento social es fundamental para evitar cortar esa transmisibilidad, debido a eso a ese gran poder de transmisibilidad que tiene esta partícula.

 

DM: Le pregunto algo, abro un paréntesis allí, ¿es posible evitarla si -vamos a poner un ejemplo quizás un poco absurdo- si todos los habitantes del Uruguay se quedaran en sus casa la pandemia se detiene o de todas maneras podría haber alguna forma de transmisión, igual la gente se contagiaría?

JT: Mire esa es una pregunta difícil, yo no la podría responder porque debería estar viviendo… Es decir como epimediólogo es la primera vez que tengo la experiencia de estar incluido dentro de lo que significa este fenómeno.
Pero si lo que puedo decirle es que dentro de los manejos estratégicos que se tienen que hacer o que se tienen que realizar, es abrir un capítulo de cuáles son las posibilidades prácticas que vamos encontrando, a medida que esa secuencia se vaya dando; que ese fenómeno se vaya dando, se vaya desarrollando, para que nosotros podamos trabajar con ese distanciamiento social.
Esto es porque yo trabajo siempre  con el concepto de una variable, que es el ‘RQ0’ que es la Tasa Básica Reproductiva. Esa variable es cuantificable, y por lo tanto si usted tiene un RQ0 que sea mayor a 1 lo que tiene que hacer es establecer mecanismos estratégicos, de tal manera de que ese mayor a 1 usted trate de llevarlo a un RQ0 igual a 1.
Y eso va logrando el hecho de ir cortando esa transmisibilidad esa posibilidad de transmisibilidad.

 

DM: Doctor cómo se hace en un mundo tan comunicado un mundo que tiene tanta necesidad por su propio esquema socioeconómico de intercambiar personas, productos, bienes, entre los distintos países; para tomar medidas. Me refiero a medidas por ejemplo de aislamiento, de confinamiento, que pueda usar Uruguay; si mantiene el tránsito con Brasil que tiene una posición distinta la pandemia se puede expandir igual en el Uruguay.

JT: Si usted me permite voy hacer un ordenamiento de terminología.
Cuando abordamos la epidemiologia utilizamos comúnmente los términos de endemia, epidemia y pandemia; pero generalmente nunca utilizamos la situación lo que se llama ‘sindémica’ o sea lo que significa lo sindémico. Vamos a ponerle un ejemplo yo tengo un problema a, un problema b y un problema c; si esos problemas siguen consolidándose como problema y existen una retroalimentación entre ellos, eso hace un cuadro sindémico, que es un poco más complicado que pandémico.
Obviamente si nosotros hablamos de una pandemia, que en este caso es biológica se está instalando también una pandemia económica. Y eso lo estamos viendo en todos los indicadores macroeconómicos a nivel mundial.
Ahora, sucede que cuando yo elaboré ese trabajo de investigación, que elaboré la propuesta ir creando un circuito geoepimediológico socio sanitario activo, en los 36 puntos de ingreso oficiales de nuestro país se establecieran sistema de vigilancia activo. No sólo por este evento que estamos viviendo, sino que hay otros eventos también que pueden ser perfectamente ser transmitido en la región o sea tomar de la epidemiología local pasa a tener una cobertura hacia la epidemiología regional.
Pero si entiendo -como también me he formado como Master en Estrategia Nacional- que fue justamente donde presenté este trabajo de investigación; entiendo que hay un tiempo estratégico y que existen dos relojes que  me permiten medir. El reloj -que por un lado lo llamo- de costo y el reloj de beneficio.
El tiempo es que en el reloj de costo, ese es mucho más rápido que el del reloj de beneficio, donde los beneficios tienen un período de tiempo mucho más prolongado. Entonces el reloj de costo que tenemos en el país yo lo pondría en el capítulo que llamaríamos de “posibilidades prácticas” y entiendo que el señor Presidente de la República ha sido muy claro cuando ha establecido estas pautas y creo que lo está manejando correctamente esta situaciones.
El tema es que nosotros, que somos oriundos de la frontera, sabemos lo que es vivir en una frontera y sabemos de las interacciones que existen tanto intrafamiliares, como sociales como comunitaria, entonces yo entiendo que aquí hay que trabajar mucho con la comunidad, por eso que el anillo se llama sociosanitario porque hay mucha autodidaccia local que pude perfectamente contribuir al enriquecimiento de una política que se establecerá a nivel nacional principalmente para las fronteras terrestres. Y por otro lado también es un laboratorio activo el que estamos viviendo en el cual van a surgir ahí una serie de protocolos o prácticas que  van a permitir disminuirlo.
Pero quiero hacer entender muchas cosas de esto una cosa es la apreciación de la medición y otra la estimación que podamos hacer de la tasa de contacto o de la tasa de infección.
¿De qué depende?
Hay tres componentes básicos que hay que tener en cuenta para justamente sentarse en una mesa estratégica y poder discutir cuáles serían las pautas:
-una los aspectos comportamentales de la comunidad son fundamentales. Y creo que así se ha mencionado que en nuestro país se ha tenido muy buen comportamiento frente a las solicitudes del gobierno para poder cortar esa transmisibilidad. Tiene su costo por supuesto pero es necesario hacerlo.
-en segundo lugar, el área espacial donde estamos trabajando en este caso sería el locus frontera.
-y por el otro lado es el tamaño de la comunidad. Fíjese usted que en el caso del Uruguay en 14 departamentos forman la periferia de nuestro país; y la mayoría de los casos se da en ese anillo geoepimediológico, todos los casos ahora diagnosticados. Quiere decir entonces que lo que tenemos que hacer es trabajar en ese anillo y ahí establecer cuál es nuestra batería estratégica para el estudio.

 

DM: Usted mencionaba recién las medidas que se deberían adoptar no solo para la actual coyuntura si no en general como una especie de protección. Ahora usted es consciente, usted es de Rivera sabe las dificultades que representa para un país con frontera seca, el control de todos los puntos. ¿Cómo lograr un eficiente control de la frontera en este sentido con tantos puntos de vulnerabilidad?

JT: Le agradezco su pregunta porque esto fue motivo de la investigación que realicé.
El problema básico que nosotros tenemos que tener en cuenta, es que justamente creo que se lo había comentado sobre lo que entendía por una frontera; una frontera es el otro que está enfrente y la posibilidad de dialogar con el otro, eso es fundamental.
Pero entiendo que las propias áreas que usted menciona como punto de vulnerabilidad que tienen potencialmente una autodidaccia local que por eso le decía, si se van a diseñar políticas específicas para esas áreas, esas políticas debe también incluir la participación  de la comunidad, para ver cómo actuar ellos como agentes sanitarios frente a esta situación.
Y hay un compromiso y es obvio, por ejemplo en el caso de Rivera – Livramento, es una comunidad que tiene tantas expresiones tan genuinas y tan autóctonas, es una sociedad que se autoregula desde el punto de vista de lo que significa la intervención del gobierno, Ministerio de Relaciones Exteriores -creo que el Canciller también ha mencionado muy acertadas sus opiniones cuando fue entrevistado sobre cómo manejar esa situación-.
Bueno eso es fundamental que esa política permita la participación de la comunidad para esa vigilancia no solo de ahora porque también vamos a tener un estado post pandémico.
Ahora se ha generalizado a nivel universal la “nueva normalidad”, que hace unos pocos días el Presidente de la República en una de sus conferencias en la Torre Ejecutiva menciono la “nueva normalidad”.
Pero ¿qué significa la ‘nueva normalidad’?
Significa un aspecto sico comportamental distinto, que vamos a tener como podemos manejarnos cuando estamos en un medio social y de qué manera ese medio social entender al otro. Porque aquí se está creando todo un nuevo laboratorio -que es el sico social- donde son las medidas que hay que tomar.
Fíjese que cuando hice la investigación -hace 7 años atrás- yo ya estaba prediciendo la posibilidad de un evento de estas características y la gran vulnerabilidad que tenían las fronteras de nuestro país tanto a nivel de aeropuerto, de puerto y pasos de fronteras sobre la ausencia de vigilancia sanitaria, permanente.
Es decir nuestro país por su característica geográfica necesita tener como estrategia no un Departamento de Vigilancia de Fronteras, sino una Dirección Nacional de Vigilancia Sanitaria en la Frontera. Esa debe ser una nueva política que el Ministerio de Salud Pública debe estudiar esa posibilidad, nosotros tenemos un tiempo estratégico que es justamente importante para poder establecer esto.
Tenemos que actuar de una manera de gran convergencia inteligente y el eslogan que manejábamos antes, era pensar globalmente para actuar localmente. Y ahora lo que nosotros lo que tenemos que hacer es pensar localmente, para actuar globalmente. Porque obviamente que el hecho de los eventos tremendos que está produciendo esta pandemia a nivel del mundo está demostrando que pasó o sea que pasa con el nivel de vigilancia sanitaria internacional lo cual permitió, que una de las formas por ejemplo elementales que se da el gran mecanismo de transporte -es otro gran tema- al transporte es fundamental hincarle el diente y estudiarlo muy detalladamente y cuáles son las posibilidades prácticas para que el transporte sea un transporte para el trabajo para el laburo para lo que sea pero no un transporte del agente etiológico de este problema.
Por eso es fundamental que el tema transporte sea un capítulo aparte de todo lo que significa un portafolio estratégico que se puede armar a nivel de nuestro país.

 

DM: Nos quedan muchas cuestiones abiertas allí en lo que usted está planteando y habrá que profundizar en los próximos tiempos. Porque hay ciudades fronterizas que comparten hasta los Bomberos como Quaraí – Artigas; hay un montón de ejemplos de intercambio donde es difícil plantearse políticas de país, como usted decía hay que pensarlo desde un territorio común, y bueno habrá que ver también si esto nos enseña a tomar medidas a futuro.

JT: Sin duda, porque fíjese que el hecho de que ningún ciudadano queremos alertarnos por este problema, pero tenemos que tener ese comportamiento solidario de decir si yo me cuido tengo que pensar en cuidar al otro. Esa es la prevención.
Al no tener una terapéutica específica -y como mencionaba hoy más allá de la terminología clínica de todos los aspectos genéticos y de los estudios que están realizando los investigadores en el caso de nuestro país en el Instituto Pasteur y todo lo que está llevando de esta biomolécula que nos está afectando- también hay que tener en cuenta que cuando aparezca la terapéutica correcta, hay que tener también la observación en el hecho que existe una serie de metodologías en el mundo, es más se hacen investigaciones mundiales dónde se están llevando adelante a ver cómo podemos tratar los casos clínicos que aparezcan; me llama mucho la atención por ejemplo en este momento, el método de investigación que se llama el ‘estudio insídico’ es totalmente computacional, no se si usted leyó el documento -yo ahí hago un abordaje de lo que significa la salud electrónica y la tecno vigilancia que hace 7 años atrás ya estábamos previendo- esto no es ninguna novedad. Hoy en Uruguay tenemos la tecno vigilancia y la informática al servicio de la salud, salud electrónica, desde hace 7 años atrás los estudios ya estaban promoviendo de que la salud electrónica podía ser factible y nuestra población tiene un gran desarrollo de conectividad hace muchos años. Eso yo creo que es un muy buen recurso que tiene el Uruguay para que cada uno que sea portador de un modem celular también pueda ser un agente sanitario. Creo que debemos maximizar los recursos que tenemos locales y ver por ejemplo, después como esa metodología local, así lo pueden saltar hacia lo que son los estudios insídicos y todos los estudios determinísticos, o estocásticos -que supuestamente hay un equipo a nivel nacional que está trabajando- pero desconozco si los modelos matemáticos o biomatemáticos son determinísticos o estocásticos lo que van a proponer para la post pandemia. Es decir, cómo vamos a hacer para controlar la situación sanitaria que hemos logrado en nuestro país, en un futuro inmediato tanto a corto, mediano y largo plazo.
Sigo insistiendo que es fundamental tener un sistema de vigilancia activo epidemiológico en todos los puntos de ingreso del país, no sólo para este evento sino para todos los eventos que a nivel regional se están manifestando y que también tienen sus altas tasas de prevalencia; de qué manera podemos nosotros contribuir a la salud de la comunidad.
Una comunidad con buena salud es una comunidad potencial para el laburo, para el trabajo para el desarrollo. Y ese paradigma está instalado en Uruguay.
Mi reconocimiento a la gran participación que tiene el señor Presidente de nuestro país que está siempre ahí al tanto de las cosas y viendo de qué manera compartir esta situación, es decir que no salga solo de escritorios gubernamentales, sino de qué manera la comunidad vuelve hacer también un sujeto estratégico para una apreciación de situación estratégica que podemos hacer para el Uruguay que queremos.

 

DM: Doctor Julio Trindade Mendieta le agradecemos muchísimo este contacto, este informe sobre lo que ha sido su trabajo  a nivel de investigación científica.
Queda también pendiente hablar del papel de la Ciencia como aparece se hace visible la necesidad de inversión y de presupuesto de formar científicos, que les pedimos que nos den respuestas cuando muchas veces le damos la espalda.

JT: Si usted me permite un último aporte a tener en cuenta, que es la vigilancia de los puestos de ingresos.
¿Por dónde ingresó el coronavirus al Uruguay? Eso primer punto.
Fue a nivel de aeropuerto.
El virus no se generó dentro del Uruguay si no que ingresó dentro Uruguay.
¿Qué paso desde el año 2013 cuando realicé la investigación, donde eso lo compartí en aquel momento porque yo soy ex funcionario del Ministerio Salud Pública, compartí y no hubo respuesta ni interés político desde esa instancia para tratar este problema?
Eso lo que quiero dejar bien en claro.
En segundo lugar, creo que si nosotros tenemos a la Universidad de la República -nosotros somos egresados de ella- debe haber lo fundamental, crear epimediólogos  porque los epidemiólogos -todos los colegas que son epidemiólogos- tienen un rol muy importante en toda esta situación. Pero también hay que incorporar más economistas para este análisis, porque hay que bajar la tensión entre lo que es  el conflicto salud - economía.

 

DM: Muy bien Doctor, le agradecemos este contacto y seguiremos conversando sobre el estudio y análisis de la fronteras y de la cuestión sanitaria vinculada a las fronteras también. Un abrazo y muchas gracias.

JT: Bueno muchas gracias a usted por la oportunidad y éxitos en su trabajo.

o}