“LA LUC SE INTENTA EQUIPARAR LOS MONOCULTIVOS DE EUCALIPTOS AL BOSQUE INDÍGENA”
Demógrafo Guillermo Macció en CX36, 12 de mayo de 2020

“Hay que tomar conciencia porque la Sociedad de Productores Forestales ha elaborado una audición de la sostenibilidad ambiental contrario a todo lo que es la ciencia, con el fin de tener avances sobre las áreas protegidas. La inclusión de este proyecto en la Ley de Urgente Consideración (LUC) de dos artículos que modifican el criterio para decidir las áreas protegidas, que no figuraban en los programas partidarios. Es decir, una propiedad que se va a forestar con eucaliptus -si este artículo en la Ley de Urgente Consideración prospera- equivale a un monte nativo, con todas las ventajas legales y proteccionistas que tiene el monte nativo, pero en este caso para un monte de eucaliptus”, advirtió el demógrafo Guillermo Macció en CX36. “Tenemos que crear conciencia, luchar, porque eso modifica también la flora, la fauna y toda la naturaleza, toda la vida natural de la poca que le va quedando al Uruguay. A fin del siglo vamos a ser un monte de eucaliptus todos”, indicó. Transcribimos la nota que puede volver a escuchar aquí:
https://archive.org/details/2020-05-12-demografo-guillermo-maccio

 

Diego Martínez: Con muchísimo gusto recibimos al demógrafo Guillermo Macció.
¿Cómo estás?  

Guillermo Macció: Buenos días, un saludo a la audiencia.

 

DM: Es muy esperado este contacto contigo, la audiencia quiere escucharte, cada vez que podemos tener este contacto es muy agradecido el público con la radio.

GM: El tema de hoy es un tema candente que debe respetar la conciencia de todos los ciudadanos, porque es una manipulación escandalosa de los criterios de la naturaleza para proteger, amparar, beneficiar a un núcleo de "productores" de árboles.
Consiste en que simplemente en la Ley de Urgente Consideración se intenta equiparar los monocultivos de eucaliptos al bosque indígena. Es decir, tener un monte indígena intacto a la orilla de un río -como el Uruguay, el Queguay, el Negro- equivale a tener una plantación de eucaliptos en el medio de una pradera.
Eso es lo que pretende hacer la Sociedad de Productores Forestales, que aunque es poco conocida ha adquirido un enorme poder de influencia política. Sociedad de Productores Forestales que esta fomentada por las grandes multinacionales forestadoras, obviamente.
Este es un proyecto de ley que viola las normas científicas más elementales, los criterios de clasificación y pone en riesgo lo que es la diversidad vegetal de todo el país.

 

DM: Hay que prestarle mucha atención entonces.

GM: Yo creo que lo que tenemos que hacer es tomar conciencia la audiencia, los ciudadanos, que la Sociedad de Productores Forestales ha elaborado una audición de la sostenibilidad ambiental contrario a todo lo que es la ciencia, con el fin de tener avances sobre las áreas protegidas. La inclusión de este proyecto en la Ley de Urgente Consideración de dos artículos que modifican el criterio para decidir las áreas protegidas, que no figuraban en los programas partidarios.
Es decir, una propiedad que se va a forestar con eucaliptus -si este artículo en la Ley de Urgente Consideración prospera- equivale a un monte nativo, con todas las ventajas legales y proteccionistas que tiene el monte nativo, pero en este caso para un monte de eucaliptus.
Además la Sociedad de Productores Forestales, que es una sociedad que está convirtiéndose en un factor muy influente en la sociedad uruguaya, está presidida por Carlos Faroppa, que hoy está al frente de la Dirección General Forestal del MGAP del gobierno de Lacalle Pou.
Yo quería no solo denunciarlo sino convocar, estimular y pedir a la ciudadanía, a los escuchas, que se manifiesten, que hagan llamadas, coloquen en Internet y que tome estado público de esta situación que es verdaderamente escandalosa, porque significa poner un eucaliptus igual a un tala, un coronillo o cualquier cosa de las nuestras.
Es una amenaza muy seria al monte nativo y la diversidad biológica, que de por sí ya está severamente afectada.
Tenemos que crear conciencia, luchar, porque eso modifica también la flora, la fauna y toda la naturaleza, toda la vida natural de la poca que le va quedando al Uruguay. A fin del siglo vamos a ser un monte de eucaliptus todos.
No puedo creer eso, yo no lo puedo admitir y creo que tenemos -vuelvo a repetir- que insistir sobre este hecho, que parece accidental pero que está perfectamente planificado. Porque detrás de la forestación de eucaliptus están los grandes fondos de inversiones para pensiones de países capitalistas como EEUU; son fondos de inversiones que no saben dónde colocarlo y por lo tanto tiene que colocarlo en inversiones de largo plazo, con una rentabilidad estable y con una vida de 50 ó 100 años.
Es decir, detrás de estos movimientos que parece autónomo no lo es: hay toda una política de los inversores de fondos de pensiones que son los que están regulando las pensiones de medio planeta, por decirlo de alguna manera.

DM: ¿Es lo único que preocupa desde el punto de vista medioambiental Macció?

GM: La Ley no hace nada en forma negativa sino aparece por la positiva: mirá incorporar los eucaliptos a la flora autóctona. Parece una maravilla pero es un sencillo disparate botánico, científico pero además ético, porque le quitan al país su paisaje y su flora autóctona.
Son grandes capitales que se mueven detrás de esto. En un país con institucionalidad débil como es el Uruguay, esto prospera.

DM: ¿Habrá entonces que buscar las maneras, en esta coyuntura no va a ser fácil de cuestionar?

GM: Ya hay cuestionamientos.
Ya hubo un pronunciamiento de 71 docentes femeninas de la Facultad de Ciencias. Ha habido otros pronunciamientos como el de los amigos conocidos Bacchetta y Panario.
Pero son individuos… pero tenemos que trasladarlos al especio constitucional. Ellos tienen un gran mérito porque son los punteros pero esto no se puede quedar en un círculo cerrado, tiene que ser de la ciudadanía uruguaya: dejar al país tranquilo con su flora y su fauna.
Es como si fuéramos a poner un ave exótica para que vengan los cazadores a cazar, es realmente demencial.
Y yo creo que hay una gran complicidad en el sector gobierno. ¿Porque cómo se puede explicar que el Presidente de la Sociedad de Productores Forestales hoy esté ocupando la Dirección de la DINAMA? Menudo cambio ¿no?
Este es un hecho puntual, específico de una concepción del Uruguay que es netamente empresarial, de lucro inmediato, sin preocuparse de los recursos naturales que todavía nos van quedando, que son los montes y los ríos que ambos están siendo afectado y los van a estar más de haber una tercera papelera.
En el fondo, está en juego el futuro de nuestros hijos y de nuestros nietos. Está en juego la sustentabilidad ambiental del Uruguay. Y por el contrario, la publicidad turística se llena del Uruguay país natural, pero le va quedando muy poco de lo natural.
Entonces es grave la situación, y lo será aún más cuando este proceso -que tiene una gran fuerza económica, una gran voracidad de negocio- siga creciendo, y todo está apuntando a que siga creciendo.
Por eso me parecía importante -con mi compromiso personal, sin involucrar a ninguna otra persona independientemente de las que he mencionado- que tenemos que poner la alerta y hacer un parate para este proceso de herborización del país con una sola especie.
Además tiene un efecto sobre los suelos, sobre las aves, sobre la fauna, sobre el propio clima.
Por ejemplo las aves migratorias que pasaban por el Uruguay ya no pasan más, porque no hay donde dormir y no hay donde comer. En los montes de eucalpitus no se puede dormir porque no hay donde entrar, y no hay qué comer porque esas plantas están esterilizadas.
Menudas cosa son las que estoy diciendo, parece disparatadas, parecen de un cuento fantasmagórico de Julio Verne, pero es la realidad de lo que está ocurriendo; y va a ocurrir con mayor intensidad de no mediar una actuación, porque el gobierno actual está coludido con esta postura.
Yo creo que es una situación muy grave, de largo plazo; no se va a ver en lo inmediato pero si esto sigue así… vean cómo cambió el país desde que se aplicó la Ley Forestal aprobada por el gobierno de Sanguinetti en 1986: dónde vamos y cuál es la dirección, vamos a ser monoproductores de monocultivos de monoplantas.

DM: Es un hecho por demás importante manejar estos datos, Macció, que nos permiten a todos mirar estos comunicados, que a veces se ponen como con buenas intensiones como tú decías -o por lo menos se tratan de presentar de esa manera- y en definitiva los perjuicios que genera son muy altos, muy importantes, y en muchos casos hasta definitivos, en varios de los elementos de la producción se ha notado esto también.

GM: Fíjate que cuando se introdujo la forestación masiva con la Ley Forestal, hubo una cantidad de gente que tuvo que abandonar los campos porque donde tenga un monte de eucaliptus al lado se tiene que ir, porque no hay pasto, porque el clima del lado que no da el sol es muy frío, porque no prospera el ganado, porque ahí no va a pastar.
Cualquiera que tenga un monte de eucaliptus en el campo sabe perfectamente cómo actúa; es muy bueno para proveer de postes y leña y otras cosas, pero no tiene sentido la convivencia humana… no conozco a nadie, a ningún ser humano que viva dentro de un monte de eucaliptus.
El único animal que vive dentro de los montes de eucaliptus y particularmente en la forma que se están plantando -con la cercanía de unos con otros- es el murciélago; que es un propagador del virus de la rabia, por eso hay muchos cabellos del Uruguay que hoy mueren de rabia por mordedura de murciélagos.
Este es un hecho que para un tipo como yo que no es especialista en el tema lo conoce y lo ha visto. Es una consecuencia, porque dentro del monte de eucaliptus -cómo se plantan, a la distancia que se plantan, con el grosor que se tolera, con la altura que se tolera- no puede vivir nada, no hay ni un solo pájaro.
Estamos creando desiertos verdes de gran negocio. ¿Por qué no los plantan en otros países? Porque saben cómo destruye el ecosistema suelo – aire – agua – fauna; no solamente uno sino todos. ¿Por qué no vemos ahora bandadas de golondrinas que iban para el Norte, que venían de la Patagonia, pasaban por Uruguay e iban a los llanos de Venezuela? ¿Por qué no pasan más por el Uruguay? Porque no tienen qué comer, no tienen donde dormir. Es observación pura y cruda de la realidad del Uruguay.
Yo creo que por la importancia que tiene, me conformaría con dejarlo por acá como intervención absolutamente personal. Me comprometo personalmente con mis palabras y dejamos por acá para que quede flotando como único tema. A lo mejor vuelven preguntas y trataremos de contestarlas.
Hay gente en la Facultad de Ciencias que está trabajando. Hay una carta firmada por 71 profesoras  de la Facultad de Ciencia sobre este mismo asunto. Víctor Bacchetta y otros compañeros han firmado documentos al respecto de esto.
Es decir, la academia no está quieta; simplemente tenemos que difundirla para que se conozca a nivel de ciudadanía y que sepan que lo que está pasando es muy muy grave para el futuro del país.

DM: Hay un mensaje que llega de Silvia Gabriela dice: "Es muy importante lo que Macció está explicando y lamentablemente no me extraña lo que esta denunciando. Estoy de acuerdo de hacerlo público y viral. La forestación es un fantasma  que nos persigue. Hace años recuerdo cuando el padre del Presidente y sus familiares están detrás del tema de la forestación. Soy una abuela y me preocupa mucho el futuro de las nuevas generaciones. Soy una convencida que los ciclones que hoy en día tenemos es por los corredores que hoy se forman por los eucaliptus".

GM: Me alegro que haya una reacción así. Hay muchos más para decir. Lo de los corredores de viento y todo, la alteración incluso del humor del clima es notable, se conoce, no existe ni siquiera de donde son originarios… llegan tan lejos esta gente, que lo que querían declarar al eucaliptus como árbol nativo en el Uruguay.
Es decir cuando se rompen barreras de moral, de ética, de principios se va a cualquier camino; y estamos en esa situación. No tienen empacho en no detenerse en nada hasta conseguir el objetivo que es obviamente de lucro en gran escala.

DM: Te agradecemos como siempre.

GM: Gracias por todo lo que ustedes hacen, y me permiten usar la tribuna.