“VAMOS A EMPEZAR A NEGOCIAR EN BASE A NUESTRO CONVENIO, YA NO ESTARÍA LA REESTRUCTURA NI LA REBAJA SALARIAL SOBRE LA MESA”
Contacto con Raúl Torres (Sofrica), 7 de octubre de 2020.

Este mes se cumple un año del cierre del Frigorífico Canelones y se avizoran avances en la negociación obrero patronal. Los trabajadores reunidos en asamblea han venido rechazando reiteradamente la propuesta de rebaja salarial de la patronal y plantean la prórroga total del convenio colectivo. Ahora la empresa dice que está abierta ‘a otra tipo de diálogo’ y que “fue un error –después de 12 meses sin trabajar- el plantearnos un 40% de rebaja salarial”, dijo Raúl Torres dirigente de Soofrica en CX36. Por tanto, dijo el dirigente sindical, “estaríamos negociando ahora sobre la base de nuestro convenio” lo que consideran un paso importante porque “por lo menos vamos a empezar a negociar en base a lo que era nuestro convenio en lo general, ya no estaría el cambio de estructura ni la rebaja salarial sobre la mesa”, indicó. Transcribimos la nota que puede escuchar aquí:
https://archive.org/details/2020-10-07-raul-torres-sofrica

Hernán Salina: Estamos recibiendo, agradeciéndole que esté atendiendo a Radio Centenario, a Raúl Torres dirigente del Sofrica, del sindicato de trabajadores de lo que erra el frigorífico Canelones, porque hay novedades importantes para actualizar de esa lucha que ya lleva varios meses podemos decir.
Raúl, buen día, gracias por atender a la 36 a esta hora

Raúl Torres: Buen día. ¿Cómo andan, compañeros, por ahí, todo bien?

 

HS: Bien, bien.
Bueno, contanos porque hay novedades importantes de los últimos días del proceso de conversaciones con la patronal ¿no?

RT: Sí, bueno, en 8 días estamos cumpliendo un año sin laburar, con la fábrica cerrada, la Radio ha seguido todo el conflicto.
Y bueno, en 10 meses habíamos tenido 2 reuniones nomás con la empresa, con Gamio que es el titular de Minerva acá en Uruguay. Habíamos tenido otra reunión allá por febrero en las oficinas de Carrasco. Y después, ya ingresado el Covid-19 en Uruguay, tuvimos mediante teleconferencia la segunda reunión en 10 meses, esas fueron las dos que mantuvimos.
Bueno, a raíz de las distintas movilizaciones que se han hecho a lo largo de toda esta coyuntura, la marcha que hicimos en marzo acá en Canelones, después la marcha a pie, innumerables acciones, volanteadas, propaganda, un montón de cosas hemos tenido, ya van 3 reuniones que tenemos en el lapso de un mes.
Tuvimos una con Gamio después de mucho tiempo en el Ministerio de Trabajo donde fue solo en representación de Minerva a esa reunión, y ahí se nos presenta de forma verbal por parte de este señor Gamio en el propio Ministerio que para reabrir sus puertas el frigorífico Canelones y ser competitiva Minerva con sus 3 unidades en Uruguay, frigorífico Canelones tenía que ir a una baja a nivel general que implica el contenido del convenio, estamos hablando de salario y de cuestiones vinculadas a la productividad, en el orden del 25% a la baja.
Eso fue rechazado ese mismo día, después aparece una tripartita una semana antes del paro general de 24 horas que se hizo el 17 ya de forma escrita plantea la empresa, y cuando hicimos el análisis de los números estábamos en un piso del 40% de rebaja. O sea, era superior a lo que había manifestado Gamio unos días antes de esa reunión.
Bueno, de hecho eso el sindicato lo rechazó de plano, se hizo una asamblea, fue contundente la asamblea en rechazar todo ese contenido de reestructura y planteábamos la prórroga automática de nuestro convenio colectivo integral, en todo su contenido.
Ahí quedamos en posiciones totalmente antagónicas, la empresa estaba plantada en esa propuesta del 40% de baja y nosotros en la prórroga, y bueno, aparece una nueva reunión después de otro rechazo de la asamblea el miércoles pasado donde se vuelve a plantear lo mismo pero que estaba abierta la empresa a abrir otro tipo de diálogo, que se bajaba. Bueno, dijo que había sido un error la propuesta del 40% de rebaja, que se había equivocado la empresa. Un error, después de 12 meses sin trabajar, plantean la primera posición por escrito y dicen que es un error nada más ni nada menos de un 40% de rebaja.
Y bueno, tuvimos otra reunión, ahí nos plantean y vino por escrito en el día de ayer que estaríamos negociando sobre la base de la estructura de nuestro convenio. Eso ya es un paso importante para nosotros porque por lo menos vamos a empezar a negociar sobre la base de lo que era nuestro convenio ya no estaría el cambio de estructura en lo general.
Ahora el próximo viernes a las 11:30 de la mañana tenemos una nueva reunión tripartita donde sí ya vamos a hablar más de los números finos, ahí ya vamos a hablar de salario puro.
Nosotros tuvimos una asamblea enorme en el día de ayer para plantearle todo esto a los compañeros y dar un respaldo total a la dirección del sindicato para seguir sobre los mismos pasos y ver si el viernes se mantiene esta tendencia por lo menos de estas últimas dos reuniones donde habría una clara apertura para que se pueda lograr una salida pronto que para nosotros tiene que implicar mantener el convenio en su estructura, o sea, los cálculos de productividad y la no pérdida de salario. Vamos a ver cuando hablemos de números más finos ahora el viernes si esto se cumple por parte de la empresa

 

HS: ¿La empresa no llegó a plantear si está dispuesta a sacar de la mesa el tema de rebaja salarial?

RT: No, eso es lo que tenemos que revelar el próximo viernes, todo este trancazo lo teníamos sólo para sacarlo del cambio de estructura que lo habían planteado de la A a la Z, borraban todo el contenido del convenio, se tenía que negociar otro convenio absolutamente distinto al que nosotros ya teníamos durante ya más de 15 años, donde cada trabajador conoce en cada sector qué productividad hace en su día de trabajo.
Y el planteo que presentaba la empresa era totalmente antagónico, y en ese contenido había un piso del 40% de rebaja y en algunos sectores de más del 50%.
Por lo menos eso ya se revirtió

 

Diego Martínez: Raúl, es obvio que los trabajadores quieren volver a trabajar, lo has mencionado en varias oportunidades, no sólo la necesidad de ingresos distintos a los que se cobran en seguro de paro, sino también volver al ámbito natural de los trabajadores, al lugar de trabajo, poder estar nuevamente activando allí además un polo importante.
Ahora, uno supone también que surge una necesidad de la empresa ¿no? Que hizo una inversión para tener una planta y que no la está usando. O sea, para poner las cosas en el lugar correcto y no pensar que sólo los trabajadores quieren solucionar esto

RT: No, ni qué hablar.
Acá se han dado también varias coyunturas a lo largo de un año. Cuando nosotros vamos al seguro estábamos a nada de las elecciones nacionales, un poco que toda la atención estaba puesta sobre lo que fueron las elecciones nacionales, en dos vueltas, todo lo que fue eso, acaparó toda la atención. Después vino el verano, hacemos la movida del 11 de marzo y a los 2 días entra la pandemia de Covid-19 en el Uruguay, nosotros no sabíamos ni qué hacer porque toda la atención de todo el mundo estaba centrada en el avance de la pandemia. Y ahora se da una coyuntura especial, estamos tratando de ser cuidadosos en cómo manejamos ese tema que es una sanción que tiene Minerva en sus otras dos plantas de Pul y de Carrasco para el mercado de Estados Unidos.
A través de una especie de bacteria que apareció en un embarque, y bueno, eso apuró un poco los tiempos nos parece de Minerva para abrir el frigorífico Canelones y puede haber empujado. Y digo que nos manejamos con cuidado con esto porque nosotros no queremos meternos en un lugar que puede implicar que algún trabajador quede relegado o que genere algún perjuicio a algún trabajador de estas dos plantas

 

DM: Sí, pero hay una necesidad de la empresa, claro

RT: Totalmente.
¿Y entonces qué pasa? Se obsesionaron tanto en partir al sindicato que no le dieron pelota a la empresa. Entonces ahora vino un tal Magno de Brasil, ya un cargo superior a nivel de la multinacional, y el tipo llegó al Uruguay con la urgencia de abrir la única planta que le quedaba habilitada para Estados Unidos y se encuentra con que la planta, si bien está en condiciones, le falta algunas cuestiones que le impide abrir ya. Y bueno, suponemos que debe haber preguntado qué pasó que estuvo un año parada y tendría que estar en las mejores condiciones, y bueno, fue un poco la obsesión del directorio de Uruguay encargado de Minerva, de generar el desgaste, se obsesionó en generar desgaste en los trabajadores para que aceptáramos cualquier tipo de rebaja y eso le salió mal, porque el sindicato está más fuerte que nunca.
Como nosotros hicimos famosa una frase "no hay orden de aflojar", y bueno, les salió mal la jugada, la táctica, por lo menos hasta hoy, capaz que vas el viernes, rompe con todo y volvemos a foja cero. Pero en realidad hasta ahora lo que viene resultando es la correlación de fuerzas, la consciencia de los trabajadores de resistir y la defensa del salario, del convenio colectivo construido a través de asambleas. Y bueno, los trabajadores sienten el sentido de propiedad que tienen por lo que se ha hecho, creen en la herramienta del sindicato y está mejor que nunca el sindicato.
Y también quiero recordar que en el medio de todo esto tuvimos problemas de que se quedaron sin cobertura compañeros en una mutualista acá muy conocida en Canelones que eso fue responsabilidad de la empresa. Innumerables trabas a la hora de cobrar las prórrogas del seguro de paro, hay compañeros que han estado hasta 2 meses sin cobrar.
Sin embargo, ni chistaron en el sindicato sino que vienen los compañeros, se los respalda, bueno, las ollas populares que hemos tenido ya en 3 meses, más de mil canastas entregadas a los compañeros de alimentos. O sea, ha habido todo un plan de acción, una táctica marcada por el sindicato que ahora empezó a dar su verdadero fruto que donde cambió un poquitito la coyuntura en favor de nosotros, ahora encuentra al sindicato bien plantado y a la empresa titubeando porque realmente en el Ministerio todo lo que había dicho a lo largo de 10 meses que nosotros llamamos un relato, se cayó todo eso, lo que había acá era lo que dijo el primer día el sindicato que el plan era generar desgaste para venir con la reestructura pura y dura.
Entonces, esperemos que el viernes, si podemos hablar de números, que no impliquen una rebaja, bueno, estaríamos más cerca de recuperar el laburo, de reabrir el frigorífico

 

HS: El viernes entonces, Raúl, es la instancia a la que hay que estar atentos a ver cómo va la empresa

RT: Claro, es a las 11:30 de la mañana. Ya nosotros dimos vuelta eso, revertimos el tema del cambio de reestructura del convenio. Eso es muy, muy importante para nosotros y se va a hablar sobre la base de lo que era nuestro convenio.
Ahora vamos a ver en los números cómo se plasma eso, nosotros pretendemos no perder ni un mango en lo que es materia salarial porque de hecho, al estar un año sin laburar, ya eso no lo recuperamos más. Hemos hecho números...

 

DM: Claro, arrancan perdiendo

RT: Y lógico, porque nosotros si no laburamos, la productividad no anda.
Han hecho un cálculo unos compañeros acá en el sindicato, entre aguinaldo, licencia y todo lo que se perdió de salario en un año, son 7 millones de dólares que no ingresaron a los trabajadores y que no ingresó al pequeño y mediano comerciante del pueblo. Esos 7 millones no los hace aparecer nadie.
Entonces ahora la idea es, de acá para adelante, redondear lo que es la estructura del convenio con alguna cuestión que no implique una pérdida de salario, aparte todo lo que fue el tarifazo a comienzos de año, han habido un montón de cuestiones que han hecho que los trabajadores en este año hacia atrás, no la recuperamos más esa. Entonces, ahora no estamos dispuestos a dar ni un paso atrás, vamos a ver si nos sale bien, yo qué sé, no podemos adivinar con qué postura va a ir la empresa, esperemos que la empresa acepte la propuesta de los trabajadores si es que tiene interés de abrir sus puertas y nosotros encantados de la vida porque le da cuerpo al sindicato. O sea, va a ser un "valió la pena" al final de esta historia porque hemos hecho un montón de actividades, bueno, lo de la película que nos salió muy bien.
Nosotros estamos participando de la Coordinación de Sindicatos, eso no estaba, hemos abierto la cancha, la correlación de fuerzas está sanita y el sindicato está muy activo. Así que esperemos redondearlo con una buena reunión el próximo viernes

 

HS: Muy bien, Raúl, gracias por estos minutos y estamos atentos a las novedades que surjan el viernes, pero como vos decís, ya hay un reconocimiento importante a la lucha que han venido desarrollando.
Recordanos para cerrar de cuántos trabajadores estamos hablando del frigorífico Canelones

RT: Somos 600 trabajadores directos de planta y unos 100 trabajadores tercerizados de limpieza, portería y cantina, estamos hablando de 700 familias que están esperando a ver cómo se desarrolla esto y de una vez por todas recuperar el laburo que en definitiva es lo que venimos buscando. Nosotros no queremos que nadie nos regale nada, sabemos cómo ganarnos el salario que es a través del trabajo.
En lo que no estamos dispuestos a ceder es en entregar nuestra dignidad como trabajadores de rebajarnos el salario como lo intentó a lo largo de un año Minerva y esperemos que se haya equivocado en cuanto a que subestimó al sindicato, a Sofrica no se lo subestima, se lo respeta pero a través de lo colectivo.
Nosotros creemos y reivindicamos la democracia obrera, todo es en consulta con las bases y la dirección lo único que hace es cumplir con lo que las bases le designan. Así que eso se defiende a muerte, no se tranza con eso y esperemos que se consolide el próximo viernes

 

HS: Gracias Raúl Torres, hasta pronto

RT: Gracias a ustedes, que tengan un buen día, compañeros

 

HS: Un abrazo.