“QUEREMOS SALIR A JUNTAR FIRMAS PARA ORGANIZAR Y MOVILIZAR A LA GENTE EN UNA PERSPECTIVA DE LUCHA Y ENFRENTAMIENTO A ESTE MODELO”
Entrevista a Eduardo Rubio (26M-UP), 26 de octubre de 2020.

 

El Invitado del Día del lunes 26 de octubre en CX36 fue el dirigente nacional del 26 de Marzo (Unidad Popular), Eduardo Rubio, con quien analizamos la realidad política uruguaya. Rubio comentó lo que significan los grandes ejes de este gobierno –Ley de Urgente Consideración, Presupuesto y reforma de la seguridad social- y llamó a enfrentarlos. Al respecto fue consultado sobre los dichos del secretario político del Frente Amplio, Rafael Michelini. “Michelini fue uno de los gestores de la ruptura (del Frente Amplio) y hoy es el secretario político” lo “que habla de cuál es el FA que hay hoy”, dijo y subrayó que “Michelini no cambió, Michelini dice lo que piensa” y “no tengo dudas, él quiere poner a la gente a juntar firmas para que no pelee”, pero “nosotros queremos lo otro, queremos salir entre otras cosas a juntar firmas -si es que se dan las condiciones- para organizar y movilizar a la gente en una perspectiva de lucha y enfrentamiento a este modelo”, indicó. Asimismo llamó a la militancia a “volver a encontrarnos y a dar la pelea en cada lugar, con los recursos que tengamos, ya sea vendiendo una rifa como estamos haciendo en Montevideo, vendiendo empanadas, pintando un muro, recuperando muros o organizando charlas -como estamos planteando ahora- para poder informarnos a fondo de cuáles son los aspectos de la LUC que queremos tirar abajo; informarnos lo que implica la reforma de la seguridad social que se nos viene, de cómo organizarnos, con quien juntarnos, de cómo pelear eso es lo que tenemos que estar hoy conversando entre nosotros”, afirmó. Transcribimos la entrevista que usted puede volver a escuchar aquí:
https://archive.org/details/eduardo-rubio_202010

 

Diego Martínez: Estamos recibiendo con muchísimo gusto a Eduardo Rubio, de la Dirección Nacional del 26 de Marzo e integrante del Coordinador de Unidad Popular. Buen día Eduardo. ¿Cómo estás?

Eduardo Rubio: Buenos días Diego, Ángeles, la audiencia, Adriana allá en controles, un gusto estar en el estudio "José Germán Araújo" para arrancar esta mañana.

 

DM: Bien. Con varios temas pero arrancamos por lo más actual, lo que ha ocurrido en Chile en las últimas horas que también es un poco tomando impulso de lo que venía de Bolivia la semana pasada, son dos hechos muy importantes desde el punto de vista simbólico pero también desde el punto de vista concreto que han ocurrido en dos países que habían tenido dificultades serias ¿no?

ER: Sí, uno quisiera pensar, para esto hay que analizar un poco más a fondo, que son señales de un nuevo tiempo en esta nuestra América como reafirma Gonzalo Abella, no la América Latina porque dejamos afuera a tanta gente... Nuestra América que incorpora, que incluye a los pueblos originarios, a los afrodescendientes, a los caribeños, a los norteamericanos como los mexicanos.
Pero como que lo de Bolivia fue la primera señal muy fuerte de un revés que sufren los peones del imperialismo empezando por Almagro, gestor del golpe en Bolivia.
Almagro hasta este último período senador suplente del MPP, canciller de (José) Mujica, propuesto por Mujica para la OEA. Digo porque las cosas tienen historia, y no es que vamos a estar cobrando toda la vida pero hay que ubicarse en el devenir de los acontecimientos de dónde salió Almagro y cómo llegó, no llegó de la mano de la coalición multicolor ni de Manini, llegó de la mano del Frente Amplio y produjo lo que produjo.
Golpista, proimperialista, agente brutal del imperio, que ahora se queja porque dice que hay una jauría atrás de él. Bueno, el que mata a hierro no muere a sombrerazos Almagro, esta es una verdad.
Pero el pueblo boliviano dio una respuesta de una contundencia brutal. A una derecha que no es cualquier derecha la boliviana, es la derecha que mató al Che, es la derecha golpista, racista, antiobrera, esa es la derecha boliviana. No estamos, ahí no se juega, el otro día lo decía Fernando Vázquez recordando cuando agarraron aquella concejal o diputada indígena que la pintaron de rojo, la arrastraron por la calle. Eso acá no lo vivimos, no lo vemos, esa es la derecha que fue derrotada en Bolivia por un pueblo con las características del pueblo boliviano de alta composición de pueblos originarios y su paciencia milenaria. Ese andar sin apuro pero de una firmeza brutal.
Marca un hecho, más allá de que después cada uno puede tener consideraciones, mirá Evo tenía que haberse quedado, haberse ido, no sé qué, no sé cuánto, el proceso. Sin duda, dentro de la era de los progresismo en América Latina, de lo más avanzado. La reforma agraria, nacionalización de recursos naturales, una política de redistribución de la riqueza inédita en la historia de Bolivia.
Y luego lo de Chile ayer que es brutal, estamos en el año 2020 y ayer cayó la Constitución de Pinochet... Es brutal... ¡Es brutal!
Ayer recordaba cuando el golpe en Chile, ya estábamos en el penal de Libertad y los milicos nos decían, "bueno, ahora se van a pudrir acá adentro". Fijate vos, teníamos 20 años en aquel momento, ahora no quiero decir ni lo que tengo pero todo ese tiempo en Chile la Constitución pinochetista.
Y ayer comentando en casa esto una de mis hijas me dice, -¿Pero cómo que la Constitución de Pinochet?
-Sí
-¿Pero y Bachelet qué hizo?

 

MAB: Claro

ER: Entonces vos fijate esa pregunta qué fuerza que tiene para entender los procesos de los mal llamados progresismos que fueron los garantes de la continuidad de ese modelo en tantos países de América Latina. Con Pinochet, con la concertación, con Lagos, con todos los que pasaron no se tocó una Constitución que garantizaba, no sólo que Pinochet fuera el senador vitalicio, que es repugnante, sino que garantizaba una estructura económica al servicio del gran capital, que esa fue la Constitución de Pinochet.
Yo hoy escuchaba en radios donde hablan economistas renombrados de la derecha y decían, fíjense ustedes, que ya hay preocupación en los inversores por los cambios que pueden darse en Chile con el cambio de la Constitución. Porque hasta ahora ese modelo chileno que ponderaron todos en este país, casi todos, nosotros nunca, siempre lo condenamos.
Ustedes se acuerdan que acá hubo un momento que en todas las filas, incluyendo la del progresismo, se hablaba del modelo chileno como exitoso

 

MAB: Cómo no, cómo no

DM: Como el modelo a seguir

ER: Un modelo a seguir, bueno, otro de ellos las AFAP.
Pero el modelo además como el papel de la inversión privada, bueno, en Chile se desmanteló lo público al servicio de lo privado, y se generó una sociedad con una desigualdad inédita en América Latina.
Eso es lo que sale hoy, lo que no escucho son las autocríticas que tanto nos piden a nosotros. A ver, los que levantaban a Chile, los que nos vendieron a Chile como un modelo a seguir, ¿dónde están ahora para conocer la verdad?
Entonces ayer el pueblo chileno dio una respuesta contundente. Todos se quieren vestir con este triunfo, hasta Piñera, un neo pinochetista de ley si los hay. Ahora, lo que triunfó ayer fue la revuelta popular que hace un año llenó las calles de Chile y dijo, "¡no va más!"
En ese marco ahora, habrá que ver cómo la izquierda chilena, las fuerzas populares y revolucionarias, reconstruyen, recomponen fuerzas para pelear por la orientación de ese proceso. Pero yo creo que a nadie le puede pasar por alto como un hecho y un acontecimiento muy importante, la derrota de la Constitución de Pinochet, es simbólico para América Latina y para el mundo

 

MAB: Ahora esto, alguno que esté escuchando puede decir, ¿pero y estos por qué le preguntan de Bolivia y de Chile en vez de hablar de Uruguay con todos los problemas que tenemos? Muchas veces nos pasa eso ¿no?
Pero es bueno tener una idea de dónde estamos. Incluso hay hasta conductas que uno puede decir pero esto es lo mismo que pasa acá, digo en distintas cosas. Por ejemplo, Michelle Bachelet, estaba mirando, el otro día dijo que suponía que nadie iba a dudar de que ella estaba a favor del plebiscito

DM: Del Apruebo

 

MAB: Y que iba a ir a votar y todo, como que fuera cualquier chileno

ER: Claro, fue dos veces presidenta

 

MAB: Dos veces presidenta.
Ricardo Lagos también, un día histórico -dice- hace 15 años eliminamos los enclaves autoritarios de la Constitución de Pinochet hoy por primera vez, después de toda esa cantidad, 60 años, no sé cuántos años hace que estaba todo esto allí instalado

ER: 40 y pico de años, con la impunidad vigente totalmente en Chile

 

MAB: Digo porque de repente a uno le llama la atención, pero cómo, si él tenía la posibilidad de hacer esto y aquello y ahora es como si no hubiera pasado nada, sin ninguna culpa, ningún remordimiento

ER: Por eso decía, Ángeles, porque qué pasa también ahora en nuestro país vamos a encontrar, ante el avance de la coalición de la derecha conservadora y con sectores claramente de ultraderecha, van a aparecer opositores de todo pelo, y nosotros no podemos proscribir a la gente, van a estar, son parte de la realidad. El tema es cómo, desde lo que nosotros entendemos la izquierda verdadera, somos capaces de construir fuerzas para darle sentido a procesos que se van a dar más allá de nuestra voluntad. Porque se va a dar.
Ante la crisis que se instaló en el Uruguay hoy, también escuchando a estos economistas, no pueden ocultar que hay una crisis instalada que no nace con la pandemia, que ya venía incubándose en este modelo, nos aburrimos de decir durante la campaña electoral que el modelo estaba en crisis, nos aburrimos de decirlo. Estaba en crisis y la pandemia, bueno, lo acelera.
También ayuda a disfrazarlo ¿no?

 

MAB: Sí, es verdad

DM: Todo es una excusa

ER: Todo es una excusa pero además todos debemos ser cuidadosos, respetuosos de lo que está pasando, vos ves que es el mundo entero, España con toque de queda, Francia con toque de queda, una locura, estaba escuchando que en Alemania hay 11 mil y pico de contagios por día, no es para jugar, bueno, lo de Argentina y lo de Brasil.
¿Ahora, qué pasa? En ese clima de que la gente se contiene, se desmoviliza, se desorganiza, te meten la vacuna, y no la del coronavirus. Te meten la vacuna de la rebaja salarial, las privatizaciones, la desestructuración de elementos centrales como lo que se va a venir con el tema de la seguridad social, por eso hay que tener en esta etapa la cabeza abierta, la voluntad muy firme y tenemos que discutir y conversar el camino que tenemos que emprender para seguir en esta pelea que lleva, en el caso del 26 de Marzo el año que viene, 50 años

MAB: Exactamente

 

DM: ¿Pero es importante estar atento a lo que pasa en el resto de los países o...?

ER: ¿Y cómo...? A ver, nosotros ideológicamente definimos que el mundo es un proceso único, no es ajeno lo que pasa en Alemania y en Francia a lo que nos va a pasar acá, o lo que pase en Estados Unidos. Ni qué hablar de lo que pasa en la región. ¡Pero no es de ahora!
Cuando acá escucho las discusiones que me parecen increíbles, cuando el otro día estaba Gonzalo Abella en "Esta boca es mía" y qué horrible los tupamaros que vinieron y que... ¡No se habla de la historia del Uruguay! O sea, hubo un golpe en Uruguay porque hubo guerrilla, ¿y en Chile por qué hubo golpe? ¿Y en Argentina por qué hubo golpe? ¿Y en Brasil por qué hubo golpe? Porque en Brasil había un gobierno nacionalista, a João Goulart le dan un golpe los milicos en el marco de un plan elaborado en Estados Unidos. En Chile había un gobierno constitucional, no había guerrilla.
En Uruguay la crisis que se instaló y la incapacidad de las clases dominantes de seguir controlando por lo que era la estructura democrática al pueblo uruguayo, te encajan el golpe. Pero de eso no habla nadie.
Entonces, claro que tiene que ver lo que pasa en el entorno, lo que pasa en el imperio, lo que pasa en los vecinos, porque determina también la marcha de los procesos que nos tocan vivir aquí.

 

MAB: Estamos conversando de la situación regional y de estas señales que decía Rubio que queremos esperar que sean señales de un tiempo nuevo, cómo nos toca a nosotros vivir esta etapa, terminó todo el período electoral, se cerró pero tenemos temas muy gruesos sobre la mesa como el tema de la Ley de Urgente Consideración que se aprobó y que se va a llamar también a consulta popular, el presupuesto que está en discusión en el parlamento, la reforma de la seguridad social que se fijó para el 3 de noviembre el comienzo del funcionamiento de la Comisión de Expertos viene todo con un plazo de seis meses empezando en noviembre que incluye todo el verano.
¿Cómo están las fuerzas, estas causas se pelean entre ellas, a cuál hay que dedicarse, a la LUC, a la reforma de la seguridad social, al presupuesto, al conflicto de su sindicato, cómo encarar esto?

E.R: Lo primero para destacar es que venimos en un proceso de encuentro con los compañeros a nivel del Movimiento 26 de Marzo, se están creando Plenarios a nivel de Municipios, en algunos casos son como UP (Unidad Popular).
El viernes pasado estuvimos en La Teja, hemos estado en el Municipio CH, en el G, en el B, hubo reuniones también en el Cerro con los compañero de Paso de la Arena, Los Bulevares, Los Cilindros, Pajas Blancas, en fin, estamos en un proceso de encuentro, de análisis, de búsqueda de razones de lo que ha venido aconteciendo en este larguísimo proceso electoral donde hemos recibido golpes sin dudas, no hemos logrado concretar objetivos que teníamos planteados. En esos encuentros vamos ubicando estos hechos dentro del proceso que se vive sin justificaciones, mirando de frente la realidad, mirando frente a nuestras deficiencias, también nuestras fortalezas. Quiero decir que hemos encontrado una militancia madura, serena, no te voy a decir sin dolores y sin broncas porque no seríamos humanos pero con una gran voluntad de pelea, de seguir caminando en el mismo sentido estratégico que tenemos definido que para nosotros es lo más fundamental, lo más importante.
Hemos encontrado, venimos encontrando un conjunto de compañeros incorporados a la militancia en esta última etapa, incluso en la última etapa de la campaña electoral hacia las municipales que llegan con mucha expectativa, a pesar de los porrazos con mucha expectativa vienen de experiencias que han sido golpeados, doloridos por lo que ha sido el abandono del proyecto de izquierda por parte del progresismo. Y con ese conjunto de compañeros en el marco y dentro de la Unidad Popular que entendemos que es la herramienta por excelencia, de dignidad de las fuerzas de izquierda, de las fuerzas populares para el futuro empezamos a mirar cómo pararnos frente a este nuevo escenario.
Sin dudas que los tres elementos que ustedes manejaban -LUC, Presupuesto, reforma de la seguridad social- son el esqueleto del proyecto del programa de gobierno de la coalición multicolor.
Puede haber cosas nuevas porque están por allí los cambios a la ley de promoción de inversiones que son parte de ese modelo. Peor estos tres son como tres ejes que marcan el camino que se trazó el gobierno de la coalición multicolor en el marco de esta pandemia.
La LUC tiene avances brutales, porque el debate que esto ya estaba de alguna manera planteado, chocolate por la noticia, la denuncia que el gobierno del Frente Amplio había asumido el rol de gestionar un modelo al servicio de las multinacionales lo denunciamos en el 2005 estando dentro del Frente Amplio y por eso nos fuimos.
Lo que si no nos podemos perder es que en el proceso uruguayo ha habido un salto en calidad en cuanto a la administración y la ejecución de ese modelo. No es todo lo mismo, acá hay un paso en profundidad y en velocidad porque como hemos dicho ya no están los empleados que administran, están los dueños que se ponen a administrar su propia empresa. Que pasa en los momentos de crisis, lo hemos comparado muchas veces con el Uruguay de 1969-1970 cuando decíamos que la rosca y la oligarquía se había hecho cargo del gobierno con los ministros que ya no eran los empleados, los administradores, los profesionales, llegaron los Peirano, los Ferrer, llegaron los dueños del poder a administrar aquella crisis que terminó luego en lo que terminó.
Ahora está pasando eso.
Los cambios que se dan a nivel de la Educación en la LUC claro que tienen fundamento y se apoyan en la Ley de Educación de 2008, ahora, van mucho más allá. La pregunta es entonces, cómo viene antes no lo vamos a enfrentar, claro que lo vamos a enfrentar.

 

MAB: Claro, es como que los chilenos dijeran que como Pinochet venía de antes...

ER: Como que Bachelet no lo cambio entonces no peleó contra la Constitución, es lo mismo.
Ahí está el desafío del movimiento popular y de las fuerzas de izquierda. En el tema Educación, brutal.
En el tema represivo… Claro que ya había pautas y si querés bases sobre las que se podría seguir escalando, la prohibición del desalojo y ocupación de lugares de trabajo, claro que si que el Frente Amplio prohibió la ocupación de los lugares públicos, lo denunciamos. Lo denunciamos cuando sacaron a patadas a los gurises del CODICEN, lo denunciamos, lo enfrentamos.
Ahora, van a desalojar a las fábricas de los lugares privados. Entonces como ya estaba no nos vamos a enfrentar, ¡claro que los tenemos que enfrentarlo! Con la misma fuerza o más fuerza porque es un avance y quien pierde en esto es el movimiento obrero y los trabajadores, pierde el pueblo.
Los allanamientos nocturnos claro que (el ex ministro del Interior, Eduardo) ‘Bicho’ Bonomi los pedía, claro que lo pedía pero no llegaron a ponerlos por el nivel de oposición interna; pero ahora lo pusieron.
Denunciar lo que pasó debe ser una constante en la práctica nuestra, pero ahora tenemos que pelar contra lo que está pasando porque si no nos quedamos fuera de la historia.
Yo me acuerdo que nosotros le dábamos mucho palo al gobierno del Frente y nos decían; “Ustedes por qué le dan solo palo al gobierno del Frente y no a los blancos y colorados” la respuesta que dábamos nosotros es porque “no están en el gobierno”.
Si le habremos dado palo a los blancos y los colorados y podemos hacer una historia mucho más de los mismos que nos criticaban, que acordaron la privatización de ANCAP, que aprobaron la reforma de la seguridad social, acuérdense que la instalación de las AFAPS nació con el apoyo de la Vertiente Artiguista y con Asamblea Uruguay, con la oposición férrea de (Guillermo) Chifflet que acuñó aquella frase maravillosa cuando le proponían mejorar las AFAP’s dijo: “No se puede maquillar a Frankestein”. Lo dijo Chifflet en un Plenario del Frente Amplio que se hizo en el local que era del Sindicato de La Onda que ahora es del Sindicato del INAU.
Esa es la historia.
Ahora ante esto tenemos que salir a dar la batalla en esos temas, los que tienen que ver con la Educación, lo que tiene que ver con la represión, lo que tiene que ver con la inversión en infraestructura que se sigue privatizando y que se sacan recursos de las empresas públicas para hacer las obras de UPM. ¿Esto es nuevo? No. El contrato con UPM lo firmó el Dr. Tabaré Vázquez y (Miguel Angel) Toma y el muchacho de la murga (Álvaro) García.
Son los que firmaron.
Ahora, estos lo tomaron y no lo cambiaron, más allá del jarabe de pico que había habido antes ¿y qué, nos vamos a quedar mirando aquello?
Claro que vamos a seguir pegándole a Tabaré Vázquez, a  Toma y a todos los que firmaron ese contrato y contra UPM que es leonino, entreguista. Y no sólo en contrato, nosotros no nos quedamos contra el contrato, estamos en contra de UPM, el modelo forestal y celulósico, estamos en contra de todo eso, lo criticamos, lo condenamos pero ahora, ante este avance ¿qué hacemos?
Claro que la LUC es un campo de confrontación.
Nosotros a nivel de UP estamos discutiendo qué posición se va a tomando, los sectores vamos a tomando posición, nosotros como 26 de Marzo hemos tomado una definición que creemos que tenemos que estar en esa batalla, de acuerdo a que se plantee derogar, no es que vamos con los ojos cerrados y las manos atadas. Vamos con una idea de qué es lo que vamos a enfrentar.
Hubo algunas consignas que si no es contra toda la LUC entonces no vamos, eso no tiene sentido, es vacío de contenido, es vacío de palabra. Porque yo le decía a los compañeros que vamos a plantear el artículo que asegura que el Estado va a proveer de los medicamentos caros, la batalla que damos día a día, eso no es razonable.
Hay que buscar aquellos elementos que realmente que con esto le metemos un palo en la rueda al avance del modelo, no todo es lo mismo, no todo tiene la misma importancia. Hay que ver. Porque hay elementos que si ahora queremos salvar a la bancarización obligatoria ahí se nos complica, estamos en contra de seguir dándole una mano al sistema financiero, queremos quitarles privilegio al sistema financiero.
Vamos a estar en el debate. No nos vamos a privar de estar en ningún campo de batalla porque hoy lo que precisamos nosotros es buscar los lugares donde podemos efectivamente tener acción política con los trabajadores, con la gente.
Estamos estudiando temas, creemos que sería una buena pelea para dar de acuerdo a qué contenido se ha dado. No es nuevo esto, recuerden que cada plebiscito que ha habido recuerdo por las empresas públicas dimos una batalla grandísima en ese momento estábamos en el Frente, recuerdo que con compañeros de otros sectores del Frente por el contenido de lo que queríamos derogar de la Ley de las Empresas Públicas.
En cada instancia ha habido un debate, acá también se dará ese debate y vamos a marcar nuestra posición.
Es un elemento importante para enfrentar, es parte del modelo.
El Presupuesto ni que hablar.

 

MAB: El Presupuesto, la LUC y la reforma de la seguridad social, ¿tienen puntos en común?

E.R.: Son parte de un mismo proyecto. El Presupuesto este ha pasado sin penas ni gloria. Yo hablaba con los compañeros y decía que es el Presupuesto que menos repercusión ha tenido; con lo grave que es. Bueno, este miércoles 28 hay un paro de los públicos, hay movilización. En esto se mezclan muchas cosas hay parte de la central oficialista que han acordado cosas brutales que obviamente desmovilizan en la rebaja salarial acordada no tiene precedente en el país, la falta de voluntad de enfrentar claramente avances muy duros en la quita de derechos, en el recorte, etc.
Este Presupuesto sin dudas es parte del programa de gobierno de la coalición multicolor, que se complementa con la LUC en temas de Educación, en la asignación de recursos –fijate que el que pide más presupuesto para la Universidad es Manini Ríos, es una cosa de no creerlo, al mismo tiempo que pide más plata para las FFAA-, pero este Presupuesto va a tener recursos para la represión, recursos para seguir incrementando los niveles de remuneración pero también de equipamiento de las FFAA, para cumplir misiones que determinó la Ley de Fronteras que empujó el gobierno de Tabaré Vázquez, que se aprobó con un solo voto en contra: el mío, el de la Unidad Popular.
Un día estaba el Ministro de Defensa Nacional actual Javier García en el informativo de Carve y dijo que había salido por unanimidad, justo yo iba escuchando y le mandé un mensaje al periodista que conozco, corrigiendo ese hecho y fue corregido en el informativo.
Lo digo porque también aparecen opositores que dicen “pa, los soldados en las fronteras”… Si, los pusieron todos juntitos.

 

MAB: Ahora ya se están desparramando.

ER: En el Presupuesto termina ahora, no ha habido capacidad de movilización, de una confrontación, ha habido una dispersión de fuerzas y en algunos casos que pase así nomás.
Y después se viene la madre de todas las reformas que es la de la seguridad social.
Allí hay cosas increíbles.
Hay un diputado del Frente Amplio que ha tomado mucho protagonismo el diputado (Gustavo) Olmos que es el del sector de (Mario) Bergara, yo no lo conocía; dentro del FA fue el primero que salió a ponerse en contra de un referéndum contra la LUC claramente como lo ha dicho Bergara.
Y el otro día, en otras declaraciones dijo que el FA había sido “muy tímido” en la reforma de la Caja Militar y yo la verdad que me alegré de escuchar eso, porque fue no tímido, se reprimió en la reforma, porque fue un debate que dimos también.
Este proyecto lo que se propone es elaborar una reforma que abarca las cajas paraestatales, las FFAA, el proyecto abarca todo. Pero ¿a qué apunta esta reforma? Fundamentalmente contra lo que es el concepto de seguridad social defendido históricamente por la izquierda y el movimiento popular del Uruguay.
¿Qué nos plantean ya como línea de reforma que han sido planteadas también por Mujica, Astori y todos los sectores de la coalición multicolor? Que el BPS es deficitario, que no se sostiene porque la población se envejece y que, por tanto, así no hay forma de financiar la seguridad social pero lo que hay que hacer es achicar la tasa de reemplazo las jubilaciones más bajas y elevar la edad de retiro. Es decir que trabajes hasta los 80, 85 años.
Esta es la síntesis de la reforma neoliberal que ya empezó a gestarse cuando vinieron las AFAP’s, por eso nacen las AFAP’s, con esta argumentación nacieron las AFAP’s.
La reforma que se viene es la consolidación de las AFAP’s y la quita de derechos conquistados por los trabajadores. Es la consolidación del modelo chileno, el que los chilenos hoy quieren cambiar.
Esto nos plantea un inmenso desafío porque qué pasa, hoy contra la LUC escuchamos muchísimas voces que tienen matices más o menos. Ahora, en el tema de reforma de seguridad social va a haber que construir fuerzas y va a ser la pelea clave de la etapa que se viene.
Por eso no es que vayamos a estar en todas las peleas juntas sino que por el Presupuesto hay que dar la batalla, los trabajadores en algunos lugares están dando lo que puede, hay que acompañar, hay que apoyar y vendrá la batalla contra la LUC y habrá que ver que se propone a ver si estamos o no estamos, en qué condiciones estamos, nos puede servir también como acumulación de fuerza, de construcción organizativa, con vinculación con organizaciones sociales para llegar a esa gran batalla por la seguridad social que cierra de una manera el programa y el modelo que sustenta este gobierno. En el medio te comés lo que va a ser la política privatizadora, el impulso a las PPP, con un modelo modificado.
No sé si ustedes escucharon que la cárcel de Punta de Rieles la PPP, se vendió a un grupo inversor que tiene sede en Colombia… Una belleza.

 

DM: Con respecto a la seguridad social que por ahí en los otros lugares de lucha es más fácil encontrar gente que la vanguardice. ¿Cuál es la perspectiva que hay? ¿Cuál es el diálogo que hay con los trabajadores de la seguridad social? Ya hay 13 o 15 ‘expertos’ que se están manejando para que la escriban y tiene fecha de inicio y de fin.
Y no parece ser el FA el lugar donde se vayan a encontrar tampoco voces tan discordantes.

ER: Yo creo que van a tener algún conflicto interno en este sentido por el peso de la gente de pueblo que conforma sus sectores y que además tiene una concepción histórica de lo que es la seguridad social.
Se les va a plantear un problema y eso redobla la necesidad de fortalecer nuestras fuerzas y también de trabajar en la búsqueda de aliados para este camino.
Nosotros ahora le estamos planteando a los compañeros como una tarea  para desarrollar en este tiempo organizar charlas sobre el tema de la LUC y sobre el tema de la seguridad social. Porque ya hay compañeros que han estudiado el tema -como los compañeros de la Coordinadora de Jubilados y Pensionistas del Uruguay- ya tienen un programa y un proyecto armado, un estudio de lo que se viene con esta reforma, que no está escrito pero que si ya lo sabemos. Y esta Comisión va a terminar por abril o mayo, ahí hay que reatar el proyecto de Ley, esto es la batalla central del año que viene y va a ser un parte agua.
Y ahí sí que vamos a tener que echar el resto para estar a la altura de las circunstancias. Hay con quienes juntar fuerzas y con quienes sumar fuerzas.
Porque también en esta etapa mucha gente ha celebrado los golpes que recibimos en el terreno electoral pensando que con esto que desaparecemos. No sólo hablo del 26 de Marzo sino del conjunto de la Unidad Popular.
Entonces, nuestro inmenso desafío está primero en no perder el vínculo con la gente, mantener la visibilidad en el plano de la política que nos conecte con el pueblo -como se dice comúnmente con las masas- pero no en términos teóricos, en términos concretos, prácticos como me junto con los vecinos de Colón, cómo acumulo fuerzas en Ciudad Vieja, en Palermo, en la Curva de Maroñas, dónde encuentro a los aliados para dar estas batallas que se vienen.
Ese es el concepto en concreto de nuestros vínculos con las masas. Fuera del laboratorio y de la teoría, en la vida concreta.
Ahí está el gran desafío.

 

MAB: Michelini dice que se ve venir tiempos difíciles y ya tiene claro que el FA y el Pit-Cnt tienen que liderar y encausar la protesta y que la protesta tiene que ser pacífica, no es cualquier que lo dice, lo dice el secretario político del Frente Amplio.
Un mensaje de Mario: “Considero muy conveniente promover en Cámara la no obligatoriedad del voto, una medida tan simpática como plausible y que contará seguramente con el apoyo de toda la nación y a su vez redundará en muchísimos votos para nuestro partido” y dice que este mensaje él nos lo mandó en marzo de 2018 y entonces ahora agrega:
“Un reglazo en los dedos a todos los políticos uruguayos incluidos los de la Unidad Popular que afirmaban que el voto voluntario no obligatorio por el cual yo siempre estuve a favor y lo saben, era un mito que no favorecía a la democracia. En el Chile de voto no obligatorio nunca hubo una elección tan numerosa”, dice Mario Biatrore.

ER: A Mario hemos estado siempre en contra del voto obligatorio.
Lo que hay que reformar es la Constitución, eso nace con la Constitución de 1966, el voto obligatorio si no recuerdo mal impulsó la reforma naranja que además después se complementó con una medida de (Jorge) Pacheco que fue el voto a los militares, que no lo tenían.
El voto obligatorio fue para justamente asegurar un voto desinformado, clientelista en aquel momento, totalmente de acuerdo, claro, pero para eso hay que reforzar la Constitución que no es que sea o no sea obligatorio el voto.

 

MAB: ¿Cómo va a ser la lucha? Porque Michelini quiere que sea pacífica, no sé si eso se decide en algún escritorio.

ER: Lo de Michelini es bueno que se diga públicamente, que lo diga porque es realmente la política que lleva adelante el sector de Michelini y la mayoría del Frente Amplio. Fue la política del 2002.
Para hacer historia, a nosotros no nos la contaron, estuvimos en esa batalla en donde en ese momento estábamos dentro del Frente y la discusión a fondo era enfrentamos o hacemos la plancha para ganar tranquilos las elecciones en el 2004.
En el medio de eso, no lo supimos todo, pero estuvo el acuerdo con el sistema financiero -en la que participó parte de la cúpula del Pit-Cnt y aquel ‘paro patriótico’, toda esa historia- fue salvar al sistema financiero y unir a la gente. Ese fue el acuerdo que se hizo por parte del sistema político hasta ahora cuando se hacen los homenajes a (Alejandro) Atchugarry que fue el gestor de esa salida basta escuchar los discursos.
Voy a contar una historia real de las que me pasó en el parlamento, en la coordinación de partidos siempre se anunciaba que el partido tal quiere hacer un homenaje a fulano, mengano y es de orden que un partido que le hace homenaje a alguien vos le votas el homenaje y además hablan todos los partidos en ese homenaje, y tenes que buscar algo vos de cada quien. Fue Tabaré Viera el coordinador del homenaje y plantea en la coordinación que el PC le quiere hacer un homenaje a Atchugarry.  Le pedí para hablar y le dije; mire diputado el Partido Colorado tiene todo el derecho de hacer un homenaje a Atchugarry, nosotros vamos a habilitar que lo haga pero ya le aviso que nosotros no vamos a hablar en el homenaje porque si hablamos tenemos que hablar mal. Le reconocemos el derecho de que hagan un homenaje a un representante de su partido y de su política pero la Unidad Popular no se suma a ese homenaje.
Y lo aceptó.
Bueno, vayan a las actas y verán que el Frente lo puso casi como el salvador de la patria, lo que dice Mujica siempre que habla del ‘flaco Atchugarry’, etc.
Hay una concepción que marca esa idea de que lo mejor es conducir para frenar la lucha.

 

MAB: ¿Eso no es sólo Michelini decís vos, es una política?

ER: Es una política de varios sectores. Ahora, en este caso Michelini dice que habla a título personal, no sé si lo hará, creo que si Michelini quedó como vicepresidente del Frente Amplio… Y yo el otro día pensaba de los gestores de la ruptura de aquel Frente que era de izquierda, porque Michelini fue uno de los gestores de la ruptura hoy es el secretario político, que habla de cuál es el FA que hay hoy…
Michelini no cambió, Michelini dice lo que piensa.

 

MAB: Él además lo fundamental porque le dicen los periodistas en donde él plantea esto que le dice que en el 2002 que todos tuvimos 20 años alguna vez, como que son los jóvenes los que lo van a hacer.

ER: No me acuerdo el acto que él dice del 25 de agosto. Yo no me acuerdo.

 

MAB: Él dice que fue hasta el Estadio Centenario hasta el Obelisco y que no había una sola vidriera y fundamente que eso lo pararon ellos pero también el tema de derechos humanos dice que; “el tema de DDHH tan delicado, tan difícil, que mueve tantas pasiones, ¿cómo se hizo?” y ahí dice con una marcha del silencio, relata que estaba él con la madre y que si había gente o no.  Como que también allí de adelantaron como para frenar a la gente, encausar a la gente. El tema es encausar a la gente.

ER: La verdad que el silencio contra la impunidad no ha sido un camino, respeto a la marcha, la cantidad de gente que va.

 

DM: Salvo que se quiera mantener la impunidad.

ER: Seguro.
Esto que plantea Michelini desnuda la táctica y cuál es el sentido de la gente que para formalmente coincidir en algunas cosas con nosotros, tiene. Pero eso es a lo largo de la lucha política.
Yo me estaba acordando que en el plebiscito por las empresas públicas el último mes se subió al carro (Julio María) Sanguinetti, ¿se acuerdan?
También fue parte de los que ganó en aquel plebiscito para frenar la privatización de las empresas públicas.
Entonces, este planteo de Michelini es así, lo piensa y trabaja para eso y con él muchos trabajan para eso, para frenar la lucha popular como lo que hablábamos hoy de Chile, de la multitudinaria manifestación de Chile apareció (Michelle) Bachelet diciendo que yo voté,  (Ricardo) Lagos también diciendo yo voté…
Ahora, el tema después es quién gana la capacidad de conducir esas luchas, que ahí está el gran desafío de la izquierda.
Lo que dice Michelini es así y no tengo dudas, es lo que quiere, él quiere poner a la gente a juntar firmas para que no pelee.
Nosotros queremos lo otro, queremos salir entre otras cosas a juntar firmas si es que se dan las condiciones, para organizar y movilizar a la gente en una perspectiva de lucha y enfrentamiento a este modelo.

 

MAB: Es como dicen que prefiero tenerlo jugando a la pelota en vez que anden robando en el barrio, que también es de una pobreza brutal.
¿Qué decirles a los que están escuchando compañeros, habrá gente que estará escuchando que estará vinculada que funciona en las reuniones, va a las reuniones, opina y hay otra que ha mirado, se ha entusiasmado, se ha desilusionado? ¿Qué decirle? ¿En qué momento estamos, qué hay que hacer ahora?

ER: Primero hay que reagruparse, la soledad es mala y aquello que el buey solo bien se lame es lo más reaccionario. Nosotros precisamos juntarnos con los compañeros, sacarnos las dudas, conversar, aprender de lo que hicimos, aprender de los errores que hicimos, aprender de lo bueno que hicimos, pero mirar para adelante. A nosotros nos pasa la historia por arriba si nos quedamos llorando en los rincones, cuando queramos salir para afuera ya no va a haber calle para salir.
¿Cómo enfrentamos esta política brutal de una coalición de la derecha conservadora que viene por más? ¿Y cómo enfrentamos junto con eso el papel del oportunismo? Que en última instancia lo que hace es el favor de la derecha para que realmente aplique su programa, le abre el camino.
Porque también hay que tener en cuenta la realidad del Uruguay porque nosotros ya entramos en el bipartidismo que históricamente tuvo el Uruguay, solo juntando fuerzas y juntándonos con la gente es que podemos abrir en ese bipartidismo en el que durante un tiempo la socialdemocracia liberal mantiene el modelo con algunas concesiones y cuando golpea la crisis vuelve la derecha de verdad a ajustar y poner velocidad en ese modelo de acuerdo a las necesidades del gran capital, del sistema financiero y del imperialismo.
Esa es la lógica que se ha instalado, allí está por un lado la coalición multicolor y por el otro lado el bloque progresista, el bloque ‘social de los cambios’ con el Frente Amplio a la cabeza.
Dentro de esos dos bloques lo que hay que colar es una izquierda, una propuesta de izquierda, tenemos que consolidar a la Unidad Popular  como un proyecto de izquierda con el desafío que hoy tenemos como Unidad Popular, no sólo de consolidarnos, de mantenernos sino de proyectarnos, de encontrarnos con más gente, de ser capaces de seguir sumando fuerzas que acumulen en este sentido.
¿Qué hacer compañeros?
Volver con los golpes que tengamos a encontrarnos y a dar la pelea en cada lugar, con los recursos que tengamos, ya sea vendiendo una rifa como estamos haciendo en Montevideo, vendiendo empanadas, pintando un muro, recuperando muros o organizando charlas como estamos planteando ahora para poder informarnos a fondo de cuáles son los aspectos de la LUC que queremos tirar abajo; informarnos lo que implica la reforma de la  seguridad social que se nos viene, de cómo organizarnos, con quien juntarnos, de cómo pelear eso es lo que tenemos que estar hoy conversando entre nosotros.

 

MAB: Muy bien Rubio, estamos en ese camino entonces.
Gracias por haber venido.

ER: Gracias a ustedes y un saludo a todos los compañeros, a los que mandaron saludos, a toda la audiencia.