TRABAJADORES DESAFIAN LA PANDEMIA

 

Por Richard Márquez desde Tacuarembó

 

Trabajadores del departamento desafían la pandemia viajando algunos desde cada tres días en autos o camionetas, hay casos de algunos ‘quileros’ que  llegan a realizar hasta más de cinco viajes diarios hasta la frontera Rivera-Livramento, el cambio favorece a los que traen productos brasileños que van desde medicamentos, pasando por productos lácteos hasta carne de cerdo, que luego venden en sus comercios.
Fuentes consultada por diario La Juventud declaran, que está actividad que ellos realizan no pueden considerarse como un delito, porque la única opción laboral que tienen en el departamento, donde inclusive desde la propia ciudad de Rivera los comerciantes se abastecen de Livramento, donde los productos son notoriamente más baratos, también recordaron que las confiterías y restaurantes de esa ciudad cuando vienen ciudadanos principalmente de Porto Alegre se llenan, estos ciudadanos que vienen en ómnibus del sur de Brasil compran artículos muy baratos en los shopping de Rivera, por ejemplo, hay casos en los que se les veía cargar hasta más de 4 aires acondicionados.
Uno de los sueños de algunos tacuaremboenses es poder viajar por los menos una vez al mes a la frontera para realizar un surtido que le permita abaratar la  canasta familiar, también hay algunos que van más lejos que no ocultan sus planes de una vez jubilados mudarse al departamento de Rivera y vivir allí donde todo es más barato.
Pero no todo es color de rosas para los ‘quileros’, ya que el comercio local presiona para que se controle con más severidad estas actividades, con el argumento de que así se recuperan los comercios legalmente establecidos en el departamento, también dicen que algunos ‘quileros’ tienen grandes depósitos, camionetas último modelo, que una vez que la aduana les quita mercaderías ellos al poco tiempo se recuperan. Lo cierto es que la aduana, realizo la semana pasada una operación en el departamento, donde incauto, mucha mercadería y más de una camioneta. Algunos comerciantes se enteraron de que venía la aduana y cerraron sus puertas, aunque por lo general los aduaneros vienen a comercios ya localizados.
Por otro lado, entre los trabajadores, no existe quien no compre algún comestible proveniente de  Livramento, desde la carne de cerdo, pollos, bananas, hasta la leche Pía en caja, deslactosada, cabe recordar que la mayoría de los trabajadores ganan 15 o 20 mil pesos líquidos cuando se jubilan. Como en el caso de los de la Intendencia Municipal, donde existen trabajadores que con más de cuarenta años de trabajo se jubilan con 15 mil pesos y la comuna durante un cierto periodo les paga 5 mil pesos llegando su jubilación a 20 mil pesos, pero tienen que pagar, agua, luz, y en algunos casos alquiler de vivienda, que las más económicas no bajan de 10 mil pesos. También como gasto fijo figura la presencia de más de algún préstamo que le descuentan, es por eso que actualmente se encuentran gran cantidad de trabajadores jubilados de distintas actividades, que tienen que realizar alguna que otra actividad laboral en negro en lo que ellos mismos califican como una "changuita".