“NO NOS ESCUCHARON PERO TIENE QUE OCURRIR ALGO GRAVE PARA QUE A ALGUIEN LE SUENE LA ALARMA”
Contacto con Sonia Gómez del Colectivo Por el Costado de la Vía,

 

Sonia Gómez, integrante del colectivo ‘Al costado de la vía’ conversó con CX36 sobre la marcha de las obras del tren UPM, y el derrumbe registrado la semana pasada sobre la calle Santa Lucia. Gómez señaló que hay otras viviendas fisuradas por esas obras, y que se sabía que iba a pasar. Señaló que en Florida y en 25 de Mayo “ya nosotros hemos visto sus casas fisuradas, sus casas rajadas” y afirmó que en Las Piedras “habían hecho una expropiación parcial y se encontraron con que había granito en determinadas zonas” así que “expropiaron una manzana entera” y ahora “van a dinamitar ahí, hoy están haciendo perforaciones”. Transcribimos esta nota que usted puede volver a escuchar aquí:
https://archive.org/details/2020-11-09-sonia-gomez-colectivo-al-costado-de-la-via

 

Diego Martínez: Estamos en contacto con Sonia Gómez, integrante del Colectivo Por el Costado de la Vía.
Sonia bienvenida, buen día.

Sonia Gómez: Buenos días, que gusto hablar con ustedes y que gusto sentir el colectivo Por el Costado de la Vía, parece que hace tantos años que estamos con esto que cuando uno retoma el tema al aire -porque con este tema no paramos nunca- uno como que se moviliza un poco. ¿Cómo están ustedes?

 

DM: Justamente ocurrió un hecho grave, importante, en las últimas horas. Al costado de la vía en la calle Santa Lucía hubo una casa que se vino abajo, una pared de una casa contigua donde se estaba por demoler por parte de las empresas, que están a cargo de generar todo el lugar para que allí pase el tren de UPM generó lesionados. ¿Cómo han seguido ustedes este tema y si esto significa algo más que un accidente?

SG: Un poco nombrar las empresas que ganaron la licitación y que están trabajando, son: Consorcio Vía Central, SACIM, BERKER, SACEEM y hay una empresa francesa que es la que menos recuerdo el nombre, para identificar que hay empresas concretas trabajando en esto, porque a veces parece que es medio como abstracto.
Lo que sucedió ahí, por lo que nosotros tuvimos conocimiento, fue que estaban demoliendo para hacer espacio por donde pasa la vía y la demolición lo que hizo fue afectar la vivienda lindera. Y por lo que tengo entendido hay otras también fisuradas por esas obras.
Hay una cuestión, siempre uno nombra el tema ‘crónica de una muerte anunciada’, por suerte en este caso no ocurrió. La verdad que la solidaridad con esta gente que pasó por eso y que está pasando porque se quedó sin trabajo, están viviendo en un hotel, hace 2 años que nosotros venimos trabajando con esto, ha sido y es agotador. Y es la afectación continua que ha tenido esta obra para los vecinos, sobre todo los más próximos aunque ya sabemos que afecta barrios y localidades.
Lo primero que nosotros planteamos en todo ese proceso que seguimos en la DINAMA, audiencias y todos lo demás, para esa autorización ambiental, nosotros visualizamos que los estudios estaban mal hechos. Así como cuando te muestran la obra con un render (programa informático usado en Arquitectura) de los estudios, estaban mal hechos.
Los primeros estudios que vimos que se hacían eran muy distanciados y además eran sobre un escenario irreal porque  eran del escenario anterior, de la obra en todo lo largo.
Ustedes han venido y nos han acompañado todo este tiempo, desmonte, el hábitat es una cuestión integral, acá por ejemplo han tirado árboles…
De hecho les voy a contar, por ejemplo acá en Sayago mi familia vive pegado a la vía -yo estoy a media cuadra- pero hay una gran palmera uno nunca sabe la limitación de la obra hasta dónde es y en una de las oportunidades que llamamos por el tema de las obras. A un ingeniero de la empresa se le preguntó si esa palmera la iban a sacar o qué iba a pasar, porque el sacar un árbol grande mueve el terreno; y nos dice: “Pensamos que con suerte cae para el lado de la vía”.
Así es la forma en la que se está trabajando

 

DM: Le adjudica a la suerte un ingeniero, que caiga para un lado o para el otro.

SG: Y sí, es así.
Acá por ejemplo en Sayago la obra -ustedes la recorrieron con nosotros- no está delimitada, ese ha sido uno de los grandes reclamos, no sabemos hasta donde va.
Yo les cuento brevemente cuál fue el proceso de lo que ha ocurrido, después del verano que empezó a pasar la maquinaria, nosotros hemos hecho pedidos de información a las autoridades desde que este proceso empezó, al punto que hay un dictamen de la Institución de Derechos Humanos -el 766 del año 2019- que una de las cuestiones que reclama al Estado es la falta de información que ha habido hacia la gente.
En esos pedidos de información concretos no obtuvimos repuesta.
Este año cuando empezaron las obras recuerdan que hablamos que acá se habían fisurado las casas, hicimos denuncias, hicimos una denuncia por escrito al Ministerio de Vivienda, a lo que es ahora el Ministerio de Medio Ambiente, a la Intendencia porque acá la Intendencia sí tomó participación en la aprobación de este proyecto y al Ministerio de Transporte y Obras Públicas.
Las denuncias no las respondieron nunca.
Entonces en el medio solicitamos reuniones con el Ministerio de Transporte, así como anteriormente lo habíamos hecho con las autoridades anteriores, del gobierno anterior, solicitamos reuniones con estas nuevas autoridades, pensando que cuando uno habla cara a cara también se visualizan las cuestiones, más allá de cuando uno las presenta por escrito.
Hubo una situación acá cuando estaba pasando la maquinaria, que estaba vibrando todo que llamamos, tuvimos problema con la gente que estaba trabajando en la obra porque nos aproximamos a decirle bueno hasta dónde van y qué es lo que van hacer, nos van a tirar el muro, vamos a quedar al aire. Todo ese tipo de cosas creó un tipo de enfrentamiento y eso lo denunciamos.
Eso ocasionó que vinieran a la zona gente del Ministerio, de AFE, del Consorcio, medio que esas cosas las hacen como para tranquilizar. Y después de eso nosotros nos presentamos, tuvimos que hacer una constatación con escribano por el tema de las fisuras de las casas que antes estaban bien, porque encima además estábamos haciendo el trámite de habilitación de una vivienda, que la Intendencia la tiene parada hace como un año, entonces les planteamos el tema, vinieron, vino Capretti por ejemplo que es el asesor del Ministro que es una de las personas que estuvo el otro día en la televisión diciendo “la empresa tendrá que hacerse cargo”.
Vino una abogada que es del periodo anterior, vino una asistente social, vieron las casas fisuradas, llevaron las constataciones que hicimos y dijeron esto lo va a tratar una Comisión que está establecida y qué sé yo… Van a tener una respuesta, esto fue en abril o en marzo pero no ocurrió nada.
Volvimos a pedir una entrevista con el Ministro como han  hecho los otros vecinos del interior, que han tenido algunas reuniones pidiendo el bypass, el Ministro en ese momento no nos pudo atender, volvimos a estar con (el asesor del MTOP, Andrés) Capretti, le volvimos a plantear el tema y seguimos en nada.
Le tuvimos que volver a pedir que se abriera un expediente con eso, a nosotros nos está asistiendo una abogada y no ha podido ver el expediente, no se sabe nada, cuando ocurre eso uno se pregunta ¿la van a seguir para delante?
Lo que nosotros veníamos anunciando que los estudios estaban mal hechos, que escribimos porque se lo presentamos a los organismos internacionales los vecinos que tuvimos una reunión acá en Racing, los estudios estaban mal hechos y la afectación que tiene hoy la obra y la preocupación cuando la continúen qué va a pasar con el tren pasando con ácido sulfúrico, con estudios mal hechos que están reconocidos por el Ministro.
 

DM: Y por la propia empresa que ahora quiere hacer una nueva obra sin un estudio previo y a costa del Estado. Porque se dieron cuenta que lo que planteaba el estudio en cuanto a los trazados, no tenía en cuenta un montón de circunstancias que se encontraron allí con la obra hecha, por ejemplo el tema de los caños, de los cables, el tema del suelo -que en algunos lugares era imposible poder realizar la obra sin generar allí alguna nueva infraestructura- y un sobre costo por varios elementos, entre otros el tener que comprar terreno, de expropiar terrenos que no estaban previstos en el informe primario.

SG: Es que plantean un trazado por fuera de los centros poblados, yo te voy a decir una cosa Diego, en primer lugar este tema es inaudito.
Los estudios del trazado que en  ese momento eran muy genéricos para la obra, para el ferrocarril central, en el contrato con UPM lo va hacer UPM, en el contrato una de las cláusulas dice que se aprueban U$S2.500.000 que utilizó UPM para el asesoramiento, que se le autorizan U$S2.500.000 más que se los va a reintegrar la empresa constructora.
La verdad que uno no entiende, se supone que hay ingenieros, personas, creo que es una de las obras más grandes y más complejas que se deben estar haciendo en estos últimos tiempos, mundialmente estoy diciendo no es una obra cualquiera, donde ahora se estén dando cuenta de este tipo de cosas, el tema de los famosos sobrecostos eso es una mecánica. SACIM también es una empresa que nosotros hemos denunciado varias veces, que es la empresa mayoritaria del grupo, donde tiene demandas en Estados Unidos, ahora hace poco tuvo una sentencia por sobrecostos en el Canal de Panamá, que esto estaba mal hecho se lo venimos anunciando, mostrando, lo están viendo e igual han seguido para adelante.
Esto que pasó acá vos me preguntaste eso es un accidente, no, no fue un accidente, un accidente es cuando es algo imprevisto, ahora sucedió acá, se fisuraron las casas, fueron a trabajar a Florida se fisuraron las casas en Florida, se fisuraron las casas en 25 de Mayo, muchas veces cuando suceden esas cosas aparecen los sobrecostos y parece que el estado acá no tiene ningún tipo de rol, dicen lo que vamos a tener que pagar, bueno caramba, quienes están haciendo la obra y manejaron ese tipo de estudio lo tenían que haber advertido, es responsabilidad de ellos también.
Yo les voy a contar algo porque no quiero que pase el programa sin que eso se sepa, como les decía nosotros venimos haciendo todos los tipos de instancias, pidiendo diálogos, llamadas telefónicas, cuando acá estuvo la obra en enero, febrero, inclusive en época de pandemia en marzo fue espantoso, no se podía dormir, no se podía descansar, las casas vibraban, no sabíamos hasta dónde iban a trabajar las máquinas, fue tremendo, nosotros hicimos cuarenta mil llamadas telefónicas inclusive para anunciar está pasando esto. (Juan José) Olaizola por ejemplo, que es el Subsecretario (del MTOP) estaba en la Comisión de Transporte cuando nosotros hicimos los reclamos como vecinos. En todo este ínterin y avanzando todo esto, nosotros como vecinos afectados, lo que tuvimos que hacer fue pedir información. No la dieron y tuvimos que ir a la Justicia para que nos diera la información.
Porque el Ministerio cuando pedimos las condiciones de la obra concreta y la afectación concreta de las viviendas, (el ministro Luis Alberto) Heber emitió una resolución que se otorgara, pero después resulta que no se dio, así que tuvimos que ir a la Justicia.
Lo mismo nos pasó con la Intendencia, estuvimos pidiendo información dos años nunca contestaron y cuando la pedimos tampoco, también tuvimos que ir a la Justicia.
El Ministerio la información que da -cuando el Juez intima al Ministerio- la información que da es una información general pero no en relación a las afectaciones, porque hay gente de carne y hueso viviendo ahí. La obra es un todo y después la afectación termina siendo individual en la medida de cada uno, la tuya, la mía, la del vecino que tiene que cruzar, la persona que tuvo un accidente porque estaba mal la obra. Es ahí donde aterriza la violación del derecho, es una cuestión humana.
Entonces las respuestas de la Intendencia que las tenemos por escrito dicen que no hay permiso de construcción para la obra del ferrocarril central que está llevando adelante el Consorcio Vía Central. No hay allí autorización de obra.
Le preguntamos porque cuando el Ministerio de Vivienda Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente le da la autorización lo acondiciona a determinadas circunstancias, como por ejemplo la inspección de las casas linderas a la obra.
Preguntamos sobre las autorizaciones que da la Intendencia, que es lo que hace sobre la inspección de las casas linderas, la autorización sobre el tránsito de maquinaria pesada próxima a la calle. Y nos dicen que no hay autorización.
Cuando se autorizó esto que se autorizó genéricamente corriendo, que recurrimos esa autorización, faltaba lo que es el Proyecto Ejecutivo, o sea, llevar a lo concreto vamos a decir este proyecto general. Y no hay autorización de Proyecto Ejecutivo, así que están trabajando con una obra que no tiene autorización de la Intendencia.
Uno va hacer una casa y no pide autorización de la Intendencia tiene una multa y acá no hay permisos.
La verdad que lo que ocurrió acá, lo que hizo vamos a decir fue aquello que sucede siempre lamentablemente, tiene que ocurrir algo por suerte quedó por ahí, igual la afectación de la gente esa fue espantosa, para que a alguien le suene la alarma…

  
DM: De todas maneras no está suspendida la obra.

SG: No, que yo sepa no. Lo que yo he escuchado es “vamos a ver quién resarce eso”, “vamos a ver si lo paga la empresa”, acá en este tramo está parado como pararon en muchos tramos.
Acá teníamos una laguna porque se vertieron napas, creo que ahora no sé para donde las desviaron, pero la sacaba y se llenaba. Ahora, acá la obra en este tramo está parada pero en un tramo de cuadras porque hacia Colón siguen trabajando.

 
DM: Cuando decís hacia Colón ¿es desde la calle Sayago?

SG: Sí, de la parte del Paso Molino casi hasta Colón estaba parada, en Colón están trabajando para ese lado.
En Las Piedras por ejemplo, yo estoy hablando por los demás también porque uno no puede creer que esto esté ocurriendo, se encontraron con que había granito en determinadas zonas, ahí expropiaron una manzana que le habían hecho una expropiación parcial, es toda plata nuestra, no es el tema del dinero porque yo creo que la vida, los derechos humanos y el medio ambiente no se pagan.

 
DM: Sí pero también se puso el dinero del otro lado de la balanza cuando se dijo que iba a generar problema pero generaba tantos ingresos al país, y eso no es tan así. Los cálculos que se hicieron de ese supuesto beneficio no era tan así.

SG: Pero se les negó el bypass a vecinos del interior que además no tenés por dónde agarrarlo ni siquiera con un tema de lógica. A Sarandí Grande se le dio el bypass, por suerte los vecinos de Sarandí Grande en principio los que están en la población centralizada se les dio un bypass, ¿por qué se les dio? Porque hay un reconocimiento y eso provocaba una afectación. Creo yo, me parece.
Entonces cuál es el tratamiento de los ciudadanos, es un tratamiento de igualdad ante la ley, ese es un principio que tiene nuestra Constitución. Pero a los otros vecinos que presentaron trazados alternativos se les dijo que no porque era costoso… Y resulta que es costoso pero ahora se gasta el doble.
Les cuento, les hicieron una expropiación parcial a vecinos de Las Piedras para tener un lugar para poder trabajar y resulta que se encontraron con que los suelos no eran lo que pensaban, expropiaron una manzana entera y van a dinamitar ahí, hoy están haciendo perforaciones -acá hay que salir y cualquiera puede verlo- en Las Piedras una maquinaria enorme, impresionante, ustedes sienten que tiembla todo, las casas pegadas, es criminal esto.
 

DM: Claramente lo de UPM viene para quedarse y estos problemas que han empezado a surgir a partir de la obra, que algunos ya los hemos relatado en otras oportunidades, nos van a tener que seguir ocupando.

SG: La gente de Florida y 25 de Mayo puede perfectamente porque ya nosotros hemos visto sus casas fisuradas, sus casas rajadas y van a poder testimonio de este tipo de situaciones.

 

DM: Bien Sonia, te mandamos un fuerte abrazo  y obviamente el saludo a todo el colectivo.

SG: Nosotros les agradecemos como siempre por habernos acompañado durante todos estos años y darnos la posibilidad de dar una noticia.
Lamentablemente acá lo que no sale en la televisión no existe, somos una población que nos pasa eso y ni siquiera ante una luz de alerta la gente se pone a investigar, tratar de mirar y aunque sea recorrer y ver en situ lo que está pasando. Pero para nosotros la radio es la que nos ha acompañado todo este tiempo para ir denunciando todas estas cosas. Les mando un abrazo grande y estamos a disposición, igualmente vamos a seguir trabajando en esto porque obviamente no vamos a esperar, en lo personal yo no voy a esperar que la casa donde uno vive se nos venga encima.