“LA MEDICINA AVANZA EN LA MEDIDA EN QUE HUMANICEMOS”
Contacto con la Dra. Neonatóloga Rita Rufo, 17 de noviembre de 2020.

 

“Yo creo que sobre todo la medicina avanza en la medida en que humanicemos, porque siempre nos vamos para el lado de la tecnología y nos comparamos. Pero podemos tener la mejor tecnología del mundo que si no humanizamos, no acompañamos al ser humano que está pasando por esto, no ayudamos a los papás a vincularse con su hijo internado, a ese hijo que no tiene 9 meses, que tiene una particularidad distinta y que tiene que conocer porque nadie sabe cómo es un bebé tan prematurito y tiene que aprenderlo. Y bueno, ojalá que sea con participación de un personal humano que comprenda y que en eso hemos avanzado porque la mayoría de las maternidades comparten información con la familia, participan de las decisiones a las familias”, dijo la Dra. Rita Rufo, Neonatóloga y Especialista en Cuidados Paliativos en contacto con CX36. “Creo que en nuestro país se ha dado un proceso de una medicina centrada en la familia que obviamente tenemos que mejorar aún, obviamente no digo que no, creo que faltan pasos por hacer, pero creo que esta medicina centrada en la familia ya no tiene vuelta atrás”, agregó. Transcribimos la nota que puede volver a escuchar aquí:
https://archive.org/details/2020-11-17-dra.-rita-rufo-neonatologa-dia-del-prematuro

 

 

Diego Martínez: En el marco del Día del Prematuro estamos en contacto con la Dra. Rita Rufo, Neonatóloga y Especialista en Cuidados Paliativos, a quien le agradecemos muchísimo estos minutos.
Doctora, bienvenida a los micrófonos de Radio Centenario, buen día.

Rita Rufo: Buen día. ¿Qué tal? Gracias por estos momentos y en este día tan especial, el Día de los Prematuros, que en realidad son todos los días. Los neonatólogos como yo estamos todos los días abocadod a mejorar la asistencia de los niños prematuros.

 

DM: ¿Hay avances en este sentido en los últimos años? Porque se habla mucho de que hay más cantidad de prematuros por cuestiones vinculadas a los embarazos pero también vinculadas a los avances de la ciencia.

RR: Totalmente, ha mejorado en el mundo entero la asistencia del prematuro, por eso es que antes, para hacer una comparación, los de 2 kg. era un problema que sobrevivan, luego fueron los de 1 kg. y hoy por hoy estamos hablando de niños de 600gr., 700 gr. que sobreviven.

 

María de los Ángeles Balparda: ¡Qué impresionante!

RR: Hay un gran avance tecnológico, pero sobre todo un gran avance en la asistencia cuidando su neurodesarrollo, cuidando todo el entorno, los ruidos, o sea, conociendo mejor el cuidado del prematuro, no sólo la tecnología ¿verdad? Entender el vínculo de los papás con los niños que están mucho internados justamente para salir adelante, el entender que la presencia de los padres las 24 horas es fundamental.
O sea, la comprensión de todo esto contribuye a una sobrevida y a una sobrevida de mejor calidad.

 

DM: Usted hablaba de peso, ¿en cuanto a tiempo de gestación también ha habido avances?

RR: Bueno, me refiero al peso para que ustedes tengan una idea pero eso equivale a una edad de embarazo. O sea, el bebito que nace de 600 o 700 gr. obviamente que estamos hablando de 27 semanas de edad de embarazo alrededor, 26, 27, 28, son las edades que actualmente está todo el énfasis para lograr la sobrevida.
Y esto ha mejorado, lo que yo te decía, a expensas no sólo de la tecnología, obvio que la tecnología es muy buena, pero ha mejorado la asistencia integral de estos niños, el compartir el cuidado con los padres y la familia. Obviamente que estas épocas de pandemia han puesto como un obstáculo en muchas cosas que se lograron pero obviamente que lo primordial que es papá y mamá están las 24 horas acompañando a su hijo si quieren. Es el cuidado desde la temperatura, desde el ruido, desde el contacto, el respetar las señales que el prematuro da, el respetar su sueño, su madurez, el no improvisar, no tocar tanto al prematuro. Todas estas cosas han contribuido no sólo a sobrevivir sino a sobrevivir mejor.

 

MAB: Claro.
Y antes se consideraba que era mejor tenerlo aparte, más aislado seguramente como para cuidarlo, pero después se evoluciona y se ve que es necesario que el padre, la madre.

RR: No, todo lo contrario, el piel a piel con la mamá y con el papá es algo que no es nuevo pero es algo que recientemente se le está dando el valor que tiene. Y los prematuritos, una vez que ya están estables, sea el peso que tengan, pueden hacer piel con piel con su mamá el tiempo que desee la mamá. Siempre con un control, siempre va a estar el personal controlando que esté todo bien obviamente porque hablamos de prematuritos chiquititos, pero el piel a piel con la mamá, el ponerlo al pecho, el que sienta el latido de la mamá como si estuviera en la panza, es algo no nuevo sino que ahora se pone especial énfasis en estos cuidados.
En el Pereira Rossell, por ejemplo, hay un grupo donde hay personas de muchas instituciones participando en este grupo de cuidando el neurodesarrollo que apunta específicamente a los prematuros y que estamos como difundiendo este sistema. Se ha traído un curso de Buenos Aires sobre la asistencia del prematuro con la Dra. Graciela Basso que es para capacitar, para concientizar sobre este tema del trato al prematuro que no es sólo tecnológico.
Obvio que tener los mejores respiradores como hay en el Uruguay que hay buen material, sin duda que hace diferencias, pero lo otro es importantísimo para lograr mejor sobrevida.

 

DM: ¿El prematuro después se mantiene en esa condición de un cuidado especial durante cuánto tiempo? Me imagino que depende el momento en que nació, ¿pero hay un seguimiento después para justamente compensar algunas situaciones que puedan estar frágiles?

RR: Por supuesto que son niños, que dependiendo de cuándo nacen, están a veces 3 meses o más internados, pasando por distintos sectores, a veces cuidados intensivos, cuidados intermedios y sala con la mamá previo paso a ir a su casa.
Y después requiere un control, algunos se pueden ir con oxígeno a la casa que después se va destetando, algunos se van con alguna medicación porque su inmadurez los lleva a tener algún problemita y necesita el control con oftalmólogo. Y hay una policlínica de seguimiento que realmente lo sigue hasta la edad escolar por lo menos.
Porque en estos chiquitos a veces en la edad escolar algún déficit de aprendizaje que hay que apoyar, no quiere decir que sean problemáticos, son problemas que aparecen y que hay que saber que pueden aparecer y que hay que atenderlos, hay que responder a ellos.
La rehabilitación de estos pequeñitos es muy importante.

 

MAB: Claro.
El otro día leíamos una nota que le hacían al Dr. Borbonet de allí del Pereira y él hablaba de la prematurez como un componente importante en nuestro país porque cada vez nacen menos y cada vez tenemos más prematuros.
¿Eso se constata allí en el Pereira también?

RR: Sí, sí, claro, el Dr. Borbonet es el Director del Departamento de Neonatología del Pereira Rossell y lo dice con mucha propiedad porque es lo que estamos viendo, tenemos más nacimientos de prematuros. Pero yo creo que va vinculado a esto, a que también la mejor atención permite mayor sobrevida.
Entonces, antes había problemas obstétricos que se esperaba mucho más para tomar decisiones que eran vitales para la mamá y/o el bebé, ahora se manejan otras edades, eso también lleva a tomar otras conductas. Antes decir que a las 27 semanas íbamos a interrumpir porque el niño o la mamá está pasando por (...) era más difícil, ahora esto se toma con otra propiedad porque saben que hay un cuidado intensivo que requiere esa situación.
Entonces creo que una cosa lleva a la otra también.

MAB: Claro.
Lo ideal es que estén los 9 meses o las semanas que corresponden dentro de la mamá, eso es lo ideal. ¿Y qué hay que hacer para que se pueda cumplir con ese ideal, qué tiene que hacer una madre embarazada y una familia que la acompañe?

RR: La verdad que el embarazo empieza antes de embarazarse, yo creo que lo mejor es hacer una consulta planificadora donde uno empieza a tomar las vitaminas que tiene que tomar para que el bebé, su sistema nervioso se forme bien y todo ese tipo de cosas, y un buen control del embarazo para detectar a tiempo cualquier inconveniente que el embarazo puede producir, porque el embarazo nadie sabe cómo le cae hasta que no se embaraza. O sea, puede pasar bárbaro como puede aparecer presión alta, puede aparecer diabetes, y el buen control de todas estas situaciones seguramente va a incidir en que no nazca tan prematuro por lo menos. Entonces, el buen control es fundamental.
Porque hacemos mucho hincapié en ecografías, en todo lo tecnológico, pero el control, el hecho de ir, de controlarse con el obstetra, de tomarse la presión de ver la diabetes, de hacerse los exámenes paraclínicos es fundamental cada vez que lo indique el obstetra o la partera que esté siguiendo al paciente.
Y en el Pereira Rossell hay una policlínica que se llama "De Alto Riesgo" a donde se derivan las mamás cuando se detecta alguna patología importante durante el embarazo. Que de golpe es una enfermedad o condición que se da durante el embarazo y que después del embarazo retrocede y la señora no queda con ningún problema, pero durante el embarazo hay que atenderlo.
Y hacer una buena vida, higiénica, comer sano, descansar, no hacer fuerzas importantes, cuidarse en todo sentido porque es la mejor manera de cuidar a su bebé. Y el apoyo familiar, la contención familiar, es muy importante que la familia acompañe este proceso

 

MAB: Muy bien.
Doctora, por supuesto que hay una parte, me imagino que es un día que los pediatras, en particular ustedes los neonatólogos, los que están cerca de estos nacimientos, lo viven con una parte emotiva importante.  

RR: Sí, además la cantidad de mamás que se acercan, que mandan mensajes y recordando. Hay grupos de papás de prematuros que también están haciendo sus actividades en un día como hoy, acercando y apoyando a otros papás que pasan por la misma situación

 

DM: ¿Uruguay tiene alguna particularidad en torno a este tema? Digo pensando en que los avances tecnológicos y los avances de la ciencia en general, de la medicina uno supone que se extienden en el mundo. ¿Pero en Uruguay hay alguna particularidad vinculada a los embarazos y a los nacimientos prematuros?

RR: ¿Particularidad te referís a si hay un aumento?

 

DM: Sí, o numéricamente si en proporción es mayor la cantidad de nacimientos prematuros o menor que los países cercanos

RR: Mirá, yo creo que en cuanto a nacimiento de prematuros estamos muy similar a la región, tal vez en este año tan particular de pandemia como que el control del embarazo de bajo riesgo capaz que hubo períodos en los cuales no fue excelente por un tema de prever, cuidar por el tema de la pandemia.

 

DM: Se priorizaron otros elementos, claro.

RR: Se priorizaron otros temas.
Yo creo que sobre todo la medicina avanza en la medida en que humanicemos, porque siempre nos vamos para el lado de la tecnología y nos comparamos. Pero podemos tener la mejor tecnología del mundo que si no humanizamos, no acompañamos al ser humano que está pasando por esto, no ayudamos a los papás a vincularse con su hijo internado, a ese hijo que no tiene 9 meses, que tiene una particularidad distinta y que tiene que conocer porque nadie sabe cómo es un bebé tan prematurito y tiene que aprenderlo. Y bueno, ojalá que sea con participación de un personal humano que comprenda toda la, y que en eso hemos avanzado porque la mayoría de las maternidades comparten información con la familia, participan de las decisiones a las familias.
O sea que yo creo que en nuestro país se ha dado un proceso de una medicina centrada en la familia que obviamente tenemos que mejorar aún, obviamente no digo que no, creo que faltan pasos por hacer, pero creo que esta medicina centrada en la familia ya no tiene vuelta atrás.

 

MAB: Está claro.
Bueno, doctora, le agradecemos mucho y la felicitamos por todo el trabajo de siempre y yo creo que un agradecimiento está bien además de parte de todos por ese cuidado con estos bebés

RR: Bueno, muchas gracias y gracias por preocuparse por estos temas.

 

MAB: Muy bien, un saludo para ustedes.

RR: Gracias, chau.